ECONOMíA › SE PERDERIA EL 20 POR CIENTO DE LA PRODUCCION DE SOJA

La tormenta hundió la cosecha record

Las intensas lluvias en las zonas de mayor producción agropecuaria pusieron en juego una parte de la cosecha. Según estimaciones del ministro de Agroindustria, Ricardo Buryaile, el temporal arruinó el 10 por ciento de la campaña de los principales cultivos, aunque en los productores más chicos la baja llegaría al 20 por ciento. “De no parar las lluvias podría complicarse la cosecha de soja. Cada semana que sigue lloviendo se pierden rindes”, dijo el funcionario. El Gobierno mide la disponibilidad de divisas no sólo para sostener las reservas sino también para expandir el gasto público, con lo cual las consecuencias de la caída en los dólares se expanden rápidamente hacia el resto de la economía, particularmente la obra pública.

Las fuertes lluvias en la Región Pampeana y el Litoral en las últimas semanas dejaron un saldo millonario en concepto de pérdidas para los productores, quebranto que también se va a trasladar al Estado nacional. Hay cientos de miles de hectáreas inundadas, caminos anegados, ganado perdido y parte de la cosecha con brotes que estropean las plantas. La situación más delicada se verifica en Córdoba, Entre Ríos y Santa Fe. En esta última, el gobernador Miguel Lifschitz declaró la emergencia agropecuaria, que le permite al productor suspender el pago de impuestos y los vencimientos de créditos de la banca oficial.

En Entre Ríos hay 350 mil hectáreas de soja en “alerta roja”. Allí, los inconvenientes climáticos provocaron el peor avance de la cosecha en 14 años, con apenas el 5 por ciento del área sembrada trabajada. Buryaile anunció que la Nación girará 35 millones de pesos correspondientes al Fondo de Emergencia y 20 millones para un fondo rotatorio de arroz. El Ministerio de Trabajo informó que se destinarán 100 millones de pesos para otorgar una ayuda económica de hasta 2 mil pesos por cuatro meses a trabajadores afectados en Entre Ríos, Corrientes, Chaco y Santa Fe.

“La evolución de la cosecha depende de que pare de llover. La zona núcleo granífera no tiene los mismos problemas que el Litoral, donde hubo fuertes inundaciones. Para hacer un balance de las inundaciones uno tiene que tener toda la información, lo que hay hasta ahora es parcial, todavía no sabemos si se detuvo el daño, más allá que hay lugares donde las pérdidas ya son totales. De hecho, la emergencia que había en algunos lugares se transformó en un desastre”, dijo Buryaile. El ministro se mostró preocupado por el efecto negativo de la pérdida de la cosecha en el ingreso de divisas. Hasta ahora las cerealeras liquidaron 2177 millones de dólares cuando habían pronosticado vender 7 mil millones.

El productor agropecuario Gustavo Grobocopatel calculó daños en “dos o tres millones de toneladas de soja” y remarcó que “aunque dejara de llover el perjuicio es grande”. “Es importante y va a influir en la falta de divisas, si bien la menor oferta de soja en el mercado internacional hizo aumentar el precio o detuvo la baja”, agregó. A raíz de las previsiones de caída de la cosecha en Argentina, la soja ganó 4,3 por ciento en la semana en Chicago. Raúl Milano, director ejecutivo del Mercado Ganadero de Rosario, advirtió que “cuando las zonas comienzan a tener este exceso hídrico, con producciones casi totalmente bajo agua, es un problema que generará muchos millones menos de soja”. Las lluvias seguirán al menos hasta el martes y afectará a las provincias de Buenos Aires, Entre Ríos, La Pampa y Santa Fe.

Compartir: 

Twitter
 

 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.