EL MUNDO › WALL STREET SE DESPLOMO POR EL ENFRIAMIENTO EN CHINA Y EN ESTADOS UNIDOS

Un día de temores y pérdidas en las Bolsas

 Por Russell Lynch

El pánico cundió ayer entre las Bolsas de Comercio del mundo en medio de crecientes señales de que las dos economías más poderosas del planeta están sucumbiendo ante la crisis de la deuda de Europa. Los inversores se asustaron por el lento crecimiento de los fabricantes de China en más de dos años durante mayo. Las ventas se aceleraron después de las inmensamente decepcionantes cifras de Estados Unidos –la economía más grande del mundo–, donde los empleadores añadieron menos empleos de lo que se esperaba durante el mes.

En Londres, el índice FTSE 100 de referencia tocó una nueva baja en seis meses de 5260,19, quitándole casi 16 mil millones de libras esterlinas al valor de las más grandes empresas del Reino Unido, mientras los inversores corrían hacia los valores más seguros. El analista de la BBC Partners, Michael Ingram, dijo: “Las cosas no van de acuerdo con lo planeado. Tenemos un motor incendiado –la Unión Europea– otro apagándose constantemente –China y gran parte de los mercados emergentes– y ahora ruidos que no presagian nada bueno del motor de Estados Unidos”.

Después de meses de aliento del mercado laboral de Estados Unidos, el desempleo creció inesperadamente al 8,2 por ciento el mes pasado. Las empresas añadieron sólo 69.000 empleos el mes pasado, menos de la mitad de los 150.000 que se esperaban. El trader de ETX Capital, Richard Wiltshire, dijo: “Esto sirve para poner de manifiesto qué vulnerable es realmente la situación del empleo. La economía de Estados Unidos puede no acelerarse tan rápido como muchos pensaron o desearon”.

La deprimente noticia llega después de un séptimo mes de contracción a la par que el sector manufacturero de China durante mayo. Los fabricantes del Reino Unido también sufrieron la depresión más aguda desde el colapso de Lehman Brothers en noviembre de 2008 mientras la inseguridad de la Eurozona golpeaba las órdenes de compra. Los precios del petróleo descendieron por debajo de 100 dólares el barril por primera vez desde febrero de 2011.

El desastre de la Bolsa borró todas las ganancias para los valores de Estados Unidos hasta ahora este año, mientras el promedio del Dow Jones de Nueva York descendió más de 200 puntos. El índice Dax de Alemania perdió 3,4 por ciento y el CAC40 de Francia bajó un 2,2 por ciento. El temor era tal que los inversores estaban pagando por el privilegio de prestarle dinero a Alemania por primera vez en un pedido de refugio de la confusión. Las cifras sobre la deuda de dos años de Alemania brevemente se volvieron negativas, mientras los compradores estaban queriendo pagar más que el valor de los bonos. Eric Wand, un analista en los mercados corporativos de Lloyds Bank, dijo: “Por el momento, no es tanto sobre las ganancias sobre el capital, sino de regreso de capital. Tendría más sentido poner el dinero en un banco, pero ¿cuál banco es confiable?”.

Compartir: 

Twitter
 

El disparador fue el bajo rendimiento del empleo.
Imagen: EFE
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.