EL MUNDO › EL JEFE GUERRILLERO CAYO DURANTE UN OPERATIVO MILITAR EN CAUCA

Santos felicita al ejército por bajar a Zepelin

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, felicitó ayer a las fuerzas militares por la muerte de alias Zepelin, considerado uno de los ideólogos de la guerrilla de las FARC, quien cayó durante una operación realizada este viernes en zona rural del departamento de Cauca, al sudoeste del país. Santos destacó la acción conjunta realizada por la fuerza aérea y el ejército, que dejó como resultado la muerte de Jesús Plata, verdadera identidad de Zepelin. “Felicitamos a las fuerzas militares por el golpe a la estructura de las FARC con la muerte de Zepelin, un hombre que llevaba 30 años en esa organización”, señaló el mandatario. Entre tanto, la policía registró la captura de cinco presuntos guerrilleros del frente 42 de las FARC en el departamento de Cundinamarca, en el centro, acusados de delitos de rebelión, terrorismo, homicidio agravado, desaparición, desplazamiento forzado y usurpación de tierras.

Santos recordó que la intención de su gobierno es lograr una paz estable y duradera, al referirse al proceso de paz que celebra con las FARC desde noviembre pasado en Cuba. “No estamos poniendo en riesgo nada de lo fundamental de nuestro país. Creo que el avance que hemos logrado es muy importante. Los negociadores llegan mañana –al cumplirse un nuevo ciclo del diálogo– y me informaron que vienen avanzando bien”, dijo, en alusión a la negociación con el grupo guerrillero.

En cuanto a sus acciones armadas, el general Leonardo Alfonso Barrero, que comandó la operación que terminó con la vida del líder guerrillero, informó que Zepelin estaba encargado de organizar un grupo de milicias reunidas dentro de un frente llamado Antonio Nariño, cuyo propósito era cultivar, procesar y transportar droga desde el Cauca hasta la costa del Pacífico. Las autoridades habían emitido al menos 14 órdenes de captura contra él por los delitos de extorsión, secuestro, narcotráfico y desplazamiento forzado, ya que según las fuerzas del orden, entre sus tareas estaba la de obligar a los campesinos a abandonar sus tierras para dedicarlas a cultivos ilícitos.

De acuerdo con el reporte oficial, dos de los cinco capturados por la policía en la zona rural de Cundinamarca son cabecillas del partido comunista clandestino de Colombia, PC3 Frente 42 Manuel Cepeda Vargas de las FARC. Los dos jefes fueron apresados en el municipio de Viotá, mientras los otros tres fueron ubicados en Bogotá. Según las autoridades, los detenidos son los responsables del desplazamiento forzado de una familia que habitaba en Cundinamarca.

Compartir: 

Twitter
 

Soldados colombianos cargan con el cuerpo de Zepelin en una bolsa.
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.