EL MUNDO › DECENAS DE MILES MARCHAN EN LONDRES Y WASHINGTON

Pacifistas en pie de guerra

El deseo de paz brotó en las mismas fuentes de la guerra. Una serie de manifestaciones contra la guerra en Irak se llevaron a cabo ayer en Europa y Estados Unidos, en especial en Londres y Washington, dos ciudades donde los pacifistas movilizaron a miles de personas. En Washington, miles de opositores a la guerra venidos desde diversos puntos del país se congregaron ante la Casa Blanca para exigir el retiro de las tropas de Irak, en momentos en que, según las encuestas de opinión, la mayoría de los estadounidenses cree que la invasión fue un error. Los organizadores esperaban reunir a unas 100.000 personas, pero ni éstos ni la policía brindaron estimaciones sobre la cantidad de asistentes.
En el centro de Londres, varios miles de manifestantes –10.000 según la policía y 100.000 según los organizadores– desfilaron ayer para reclamar el regreso de los 8500 militares británicos desplegados en Irak. En las pancartas se leía “Blair es un mentiroso”, “Blair debe partir”, “Traigan las tropas de regreso a casa”. La manifestación fue organizada por los movimientos pacifistas Stop the War (Detengan la guerra), Campaign for Nuclear Disarmement (Campaña por el Desarme Nuclear) y la Asociación musulmana de Gran Bretaña. En París una decena de asociaciones francesas, estadounidenses y franco-iraquíes, realizaron una manifestación contra la guerra en Irak y por la retirada de las tropas norteamericanas a partir del mediodía en la plaza de la Concordia, no lejos de la embajada de Estados Unidos. Las consignas de los manifestantes eran “no a la guerra, no a las ocupaciones coloniales, no al imperio, no a la tortura, no al derecho internacional pisoteado, no a la negación de los derechos y la dignidad humana”. También hubo marchas en Roma, Copenhage y Helsinki.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.