EL PAíS › LA OPOSICIóN VOLVIó A FRACASAR EN SU INTENTO DE SESIóN ESPECIAL

El clásico de cada martes

Por cuarta semana consecutiva, la oposición intentó debatir la derogación de las retenciones móviles. Pero reunió menos diputados que en las anteriores ocasiones. Hubo críticas al plan presentado por la Presidenta.

 Por Miguel Jorquera

Ya es el clásico de los martes en el Congreso, pero esta vez con menos convocatoria. Por cuarta semana consecutiva, la oposición parlamentaria volvió a insistir sin suerte en la derogación de las retenciones móviles a las exportaciones de granos y oleaginosas. Unos 40 diputados de la Coalición Cívica, la UCR, el macrismo, el socialismo y el peronismo disidente cuestionaron duramente en el recinto el discurso de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner y su “programa social de redistribución del ingreso”.

Esta vez no hubo banderas argentinas sobre las bancas ni los legisladores opositores lograron exhibir el millón de firmas que habían prometido para derogar la resolución 125 del Ministerio de Economía, que modificó el sistema de retenciones el pasado 11 de marzo. El propio presidente de la Cámara baja, Eduardo Fellner, dio por “fracasada” la sesión especial cuando apenas había 35 diputados en sus bancas.

Esta vez no fueron los presidentes de los bloques opositores los que expusieron. Por el radicalismo tomaron la posta Pedro Moroni y Pedro Azcoiti. “Los planes sociales que se piensan instrumentar con las retenciones móviles son poco creíbles, porque si la soja baja, el impuesto puede ser inferior al 35 por ciento, es decir que nos quedaríamos sin hospitales, sin viviendas y sin caminos rurales”, dijo Moroni.

“Más allá de distribución de recursos, el problema es la desaparición directa de los pequeños y medianos productores con este nivel de retenciones” y sostuvo que “la distribución la tiene que hacer el Parlamento y no el Ejecutivo con superpoderes”, sostuvo Susana García, de la CC. En tanto, el socialista Lisandro Viale reclamó al Gobierno que “también se avance contra los otros sectores que generan riqueza y no se les aplica retenciones” y pronosticó que “el martes que viene volveremos a encontrarnos tozudamente en este recinto para un nuevo intento de sesión. Ojalá que seamos más”.

Pinky fue la voz del macrismo. Criticó los conocimientos que CFK tiene –según Pinky– sobre el conflicto: “Lo único que sabe la Presidenta sobre animales es el cuero que se usa para sus carteras”. Para la ex juecista Norma Morandini “después de Buenos Aires, Córdoba fue la segunda provincia en pagar retenciones durante el año pasado, pero no recibió ni la mitad de lo aportado”. La presencia del pattista Dante Camaño sorprendió, pero mucho más aún que el gremialista gastronómico –poco afecto a los discursos– pidiera la palabra. En medio de un encendido ataque a la política oficial, Camaño sostuvo: “No me banco a los serviles de la dictadura y los serviles de la década del ’90 que están en el gobierno”, disparó el ocupante de la banca de Luis Patti.

Compartir: 

Twitter
 

Esta vez no hubo banderas argentinas sobre los pupitres de los diputados opositores.
Imagen: DyN
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.