EL PAíS › POLéMICA POR UNA FRASE DE LA PRESIDENTA KIRCHNER

Entre los goles y las personas

La comparación entre “el secuestro de los goles” que hacía TyC y el secuestro de los desaparecidos que hizo la dictadura, un paralelismo que la Presidenta trazó al presentar el nuevo contrato para la televisación del fútbol, generó polémicas. Figuras de la oposición y de los organismos de derechos humanos se cruzaron por el discurso. Las reacciones fueron desde interpretar la frase como “una metáfora de lo que efectivamente ocurrió” a cuestionar la “banalización” de la historia reciente.

Entre los más críticos figuró Adolfo Pérez Esquivel. “Me pareció una barbaridad lo que dijo la Presidenta –consideró el titular el Serpaj–. Eso es no tener conceptos claros de lo que fue la desaparición de personas.” El Premio Nobel de la Paz criticó además el acuerdo entre el Gobierno y la AFA y sostuvo que “destinar 600 millones de pesos cuando hay gente que se muere de hambre en el país, que vive en la total y absoluta indigencia, es una ofensa al pueblo”.

También Adriana Calvo, de la Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos, cuestionó la frase. “Nos agrede al comparar la televisación de los goles con el secuestro real que sufrimos nosotros –sostuvo–. Es burdo y grotesco. La verdad, la Presidenta podría haberse preocupado por el secuestro del pan y el trabajo antes que por el ‘secuestro’ de los goles.”

En cambio, Estela de Carlotto y Juan Cabandié respaldaron las declaraciones. La titular de Abuelas de Plaza de Mayo sostuvo que el jueves fue “un día histórico” porque “se les devolvió a los pobres la posibilidad de ver gratis el deporte”. En ese marco, apuntó, lo del secuestro “fue una frase más”. Por su parte, el legislador porteño y nieto recuperado Juan Cabandié sostuvo que se trató de “una metáfora para ejemplificar algo que, de hecho, estaba sucediendo, porque hasta que fue firmado este nuevo contrato (con la AFA), lo que sucedía era eso, una concentración mediática que producía la anulación de la palabra de todos”. Hebe de Bonafini no quiso hablar sobre el tema para no alimentar una polémica artificial.

Las declaraciones de la Presidenta habían cerrado su discurso en Ezeiza: “Dimos un paso en la democratización de la sociedad. ¿Saben por qué? Porque no es posible que solamente el que pueda pagar mire un partido de fútbol, que además le secuestren los goles hasta el domingo, aunque pagues igual, como te secuestran la palabra o te secuestran las imágenes, como antes secuestraron y desaparecieron a 30 mil argentinos. Yo no quiero más secuestros”, fueron sus dichos.

Ricardo Alfonsín y el ex fiscal de Bahía Blanca Hugo Cañón se anotaron entre los críticos. “La Presidenta banaliza la dictadura, el terrorismo de Estado y la democracia”, opinó el hijo del ex presidente. Para el ex fiscal, “devaluar un tema tan grave y profundo como el terrorismo de Estado comparándolo con el fútbol hace daño a la memoria histórica”.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.