EL PAíS › CRISTINA KIRCHNER VIAJARá A WASHINGTON EL JUEVES PARA PARTICIPAR DE UNA CUMBRE CONVOCADA POR BARACK OBAMA

Cómo debatir sobre seguridad nuclear

La Presidenta volverá a los viajes al exterior la semana que se inicia. De la cumbre participarán los 37 países que cuentan con desarrollo nuclear. También mantendrá encuentros con empresarios y en la Smithsonian Institution.

La presidenta Cristina Kirchner retomará los viajes al exterior el próximo jueves cuando se subirá al Tango 01 para viajar a Washington, donde participará de la Cumbre sobre Seguridad Nuclear convocada por el norteamericano Barack Obama para el 12 y 13 de abril. La anticipación en el viaje tiene que ver con la agenda previa que le armaron a la Presidenta, que arrancará el mismo viernes que pise la capital de Estados Unidos con un almuerzo organizado por las cámaras de Comercio que agrupan a las empresas con intereses en ambos países.

La invitación de la Casa Blanca fue repartida en octubre del año pasado entre los países que cuentan con desarrollo nuclear en el mundo. Por Latinoamérica, junto a Cristina Kirchner viajarán el mexicano Felipe Calderón, el brasileño Luiz Inácio Lula da Silva y el chileno Sebastián Piñera. El caso de Chile es extraño porque su historial en la materia no le daría quilates suficientes para participar de la cumbre. En ambientes diplomáticos se rumoreaba, tal vez con malicia, que hubo una confusión porque la intención de Obama era que participara Michelle Bachelet –con quien mantiene una muy buena relación– pero no tuvieron en cuenta que en el medio estaría el recambio presidencial. Si es así, ligó Piñera.

En total participarán 37 países, incluyendo los más desarrollados. Concluida la extenuante negociación por la reforma del sistema de salud, Obama puede volver a dirigir su atención a los problemas de política exterior, en especial al polvorín de Medio Oriente. Bajo la excusa de la seguridad nuclear, el jefe de la Casa Blanca pretende que los países participantes del encuentro aprueben sanciones al programa nuclear de Irán, uno de sus desvelos.

No le resultará sencillo. Naciones como Rusia, China y Brasil son partidarios de no acorralar al régimen de Mahmud Ahmadinejad y buscar la manera de integrarlo al concierto internacional, más allá de los intereses estratégicos que estos gobiernos puedan tener. Por ejemplo, China es un gran comprador de petróleo iraní. Sin embargo, el gigante asiático esta semana comunicó que aceptaba negociar sanciones a Irán en el marco del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas y confirmó que Hu Jintao viajará la semana que viene a Washington.

En medio de este debate volará Cristina Kirchner. Eligió como su “sherpa” (acompañante durante la cumbre) a la embajadora Elsa Kelly, quien ocupó la representación diplomática argentina ante la Organización Internacional de Energía Atómica (OIEA), con sede en Viena. Una de las expectativas del viaje giró en torno de la posibilidad de que la Presidenta mantuviera la nunca concretada reunión bilateral con Obama, pero todavía no hay nada confirmado. Quienes trabajan en la organización del viaje sostienen que a Cristina Kirchner, paradójicamente, le juega en contra la tradicional posición argentina contra el régimen iraní debido al atentado a la AMIA. Explican que Obama entonces aprovechará sus momentos libres en encontrarse con los presidentes a los que debe convencer de adoptar sanciones. La posición argentina histórica en la materia impulsa el desarrollo nuclear para fines pacíficos.

La Presidenta llegará el viernes a la mañana a Washington y se alojará en un hotel cercano a la zona de las embajadas. Abrirá la agenda en la Cámara de Comercio de los Estados Unidos, donde mantendrá un encuentro con empresarios norteamericanos pertenecientes a compañías con presencia en el país. Una vez finalizado el encuentro, la Presidenta disertará en un almuerzo organizado conjuntamente por la Cámara de Comercio, por la Asociación de Cámaras de Comercio Estadounidenses en América latina y por la Cámara Estadounidense de Comercio en Argentina.

El sábado a las 11, Cristina Kirchner se reunirá con Wayne Clough, el responsable del complejo de museos más grande del mundo, la Smithsonian Institution de los Estados Unidos, que este año celebrará el Bicentenario argentino con más de una veintena de eventos en las ciudades de Washington, Nueva York y Buenos Aires. Luego, la Presidenta visitará uno de los museos que tendrá relevancia en los festejos, el Museo Nacional del Indígena Americano, donde recorrerá una muestra sobre la evolución de los aborígenes previa a la llegada española al continente y que incluye objetos de los indios diaguitas. De ahí, se trasladará al Museo de Arte Contemporáneo Internacional, el Hirshhorn Museum, que actualmente exhibe una muestra de los argentinos Lucio Fontana y Miguel Angel Ríos.

El lunes arrancará la Cumbre sobre Seguridad Nuclear en el Centro de Convenciones Walter E. de Washington, en el centro del DC, que se extenderá hasta el martes. La vuelta está prevista para el miércoles 14 temprano.

Compartir: 

Twitter
 

Cristina Kirchner volverá a cruzarse la semana próxima con el presidente norteamericano en Washington.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.