EL PAíS › EL BALANCE DE HUGO MOYANO SOBRE EL PARO QUE NO FUE

“No era contra el Gobierno”

El titular de la CGT explicó los motivos que lo impulsaron a “reaccionar” ante el “ataque”. Además confirmó que aspira a un vice de extración gremial pero, tal como anticipó este diario, consideró que para pedirlo hay que esperar a “que ella decida su candidatura”.

“Nos gustaría que fuera un hombre de extracción gremial quien acompañe a la Presidenta, pero como ella no ha decidido aún si es candidata, pedírselo no sería muy lógico”, contestó ayer Hugo Moyano cuando le preguntaron por el tema. El titular de la CGT ratificó así la aspiración de la central sindical a integrar la fórmula oficialista para la Casa Rosada, sin esquivar el tema, aunque con la cautela de no agregar más leña al fuego. Aseguró, en esa línea, que la relación con el Gobierno está igual “que como ha estado estos últimos años”.

Justamente el domingo, en una nota de Horacio Verbitsky publicada en este diario, se contó cómo fue el diálogo en el que Moyano le sugirió a la Presidenta el nombre del abogado de la CGT Héctor Recalde como posible candidato a vicepresidente. Allí se reveló que, tras escucharlo, Cristina Fernández le dijo: “Hugo, todavía no sé si yo voy a ser candidata y vos querés que me ponga a pensar en la vicepresidencia”.

Ayer, Moyano aseguró que la relación con la mandataria no quedó resentida tras la amenaza de huelga que hicieron desde Camioneros. Confirmó que después de levantar el paro, él habló con la Presidenta y que quedó “todo bien”. “Nosotros habíamos decidido el paro, pero no contra el Gobierno. Era para terminar con todas estas farsas de acusaciones permanentes y sin ningún respaldo”, argumentó.

Moyano insistió en que la forma en que se difundió el envío de un exhorto desde Suiza pidiendo sus antecedentes judiciales en el marco de una investigación sobre lavado de dinero fue “una maniobra de los multimedios” y justificó el llamado al paro que los camioneros hicieron el viernes porque “se reaccionó, ya que no se podía dejar pasar” ese “ataque”.

“¿Qué puedo hacer yo en Suiza? Los medios inventaron que yo tenía algo con Covelia. Tengo una relación permanente con muchas empresas de transporte, pero relacionarme con todo esto es absurdo”, sostuvo. El dirigente gremial reiteró que no tiene “nada que ver con Covelia” e insistió en sus críticas contra la ex ministra de Salud Graciela Ocaña, quien ha sostenido en reiteradas oportunidades que Moyano está involucrado en la causa de los medicamentos. “Mañana se va a chocar con una baldosa floja, se va a esguinzar y me va a echar la culpa a mí”, ironizó el líder de la CGT.

Confirmó, por otra parte, la realización de un acto de la central obrera por el Día del Trabajador, para el viernes 29 de abril. En diálogo con Radio Milenium, subrayó que los dirigentes cegetistas se están preparando para poner toda la carne al asador. “Vamos a convocar para celebrar el 1º de mayo y allí veremos si la gente les cree a los que convocan o a los multimedios”, fue el desafío.

Moyano calificó, finalmente, de “mamarracho e imbécil” al diputado de la Coalición Cívica Juan Carlos Morán, que el lunes lo había acusado de “ser el dueño del poder en la Argentina” y había dicho que “de la mano de Moyano vuelve la amenaza de la patota sindical”.

Compartir: 

Twitter
 

Hugo Moyano estuvo ayer en la presentación de dos buques petroleros de la naviera Maruba.
Imagen: DyN
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.