EL PAíS › CRUCES ENTRE MACRISTAS Y ALFONSINISTAS POR UNA POSIBLE ALIANZA

El culebrón del PRO y la UCR

Pinedo y Ritondo aseguraron que el rechazo de Alfonsín a un acercamiento con Macri “es la respuesta de una dirigencia anacrónica que llevó al partido casi a la extinción”. A diferencia de Aguad, el bonaerense Bazze reiteró que el PRO es un límite para los radicales.

 Por Sebastian Abrevaya

La respuesta del PRO a los dirigentes del alfonsinismo no iba a tardar en llegar. Con fastidio por el permanente rechazo del sector de la UCR que encabeza Ricardo Alfonsín, el jefe de la bancada macrista en diputados, Federico Pinedo, y el legislador Cristian Ritondo le salieron al cruce y advirtieron que esa posición “no es la respuesta del radicalismo sino de una dirigencia anacrónica que llevó al partido casi a la extinción”. “No sé por qué los radicales hablan todo el día del PRO”, los chicaneó Pinedo respecto de las declaraciones de las últimas semanas, que incluyeron hasta al titular del Comité Nacional, Mario Barletta. La polémica se fue profundizando con las reuniones que el jefe de Gobierno, Mauricio Macri, viene manteniendo con intendentes radicales.

El coqueteo entre el PRO y un grupo de intendentes radicales tuvo su punto más fuerte el domingo pasado, con la reunión que protagonizó Macri con el intendente de Godoy Cruz, Alfredo Cornejo, quien además preside la UCR mendocina. Si bien aclaró que es apresurado hablar de alianzas, Cornejo no descartó un acercamiento y se limitó a decir que el encuentro respondía a un acuerdo de “cooperación cultural”. Además de Cornejo, el macrismo mantiene relaciones con otros intendentes como Mario Meoni, de Junín, Horacio “Pechi” Quiroga, de Neuquén, y Aída Ayala, de Resistencia.

Esas negociaciones, realizadas por el ministro de Gobierno porteño, Emilio Monzó, despertaron la reacción de Alfonsín que invitó a los correligionarios que quieran unirse al PRO a retirarse del radicalismo. “Hay oportunistas que están en todos los partidos y quieren aprovecharse para cooptar y desmembrar a partir de la poca convicción de algunos que se dicen radicales pero que de radicales tienen muy poco”, sentenció Alfonsín y advirtió que “si se quieren ir, que se vayan de una vez”.

En defensa del PRO salió el radical cordobés Oscar Aguad, que acusó a sus pares de querer dividir a la oposición y retomó una vieja idea, la de “construir una gran alianza nacional para sacar al país del subdesarrollo”. “Si Macri piensa como yo, bienvenido sea, también piensan así Francisco de Narváez y Hermes Binner”, sostuvo Aguad, a pesar de que fueron precisamente los socialistas los que rompieron su alianza con la UCR por el acuerdo político con De Narváez.

En declaraciones radiales, el diputado Miguel Bazze insistió en marcar distancia del PRO. “Sigue siendo un límite para el radicalismo, porque mantienen una visión liberal del Estado y la economía. Ellos tienen un andamiaje basado en la reducción del Estado, lo cual no tiene nada que ver con lo que pensamos los radicales, que es un Estado con mucha presencia en la distribución de la riqueza”, aseveró el titular del Comité bonaerense.

Ahora salieron los propios macristas a replicar a los alfonsinistas. “Hay algunos que se quieren diferenciar sólo de nosotros y eso no es lo nuestro. Nos dedicamos a unir para buscar alternativas de poder, pero hay partidos que se dedican a diferenciarse de otros”, dijo Pinedo. Para el jefe de la bancada macrista, Bazze “es importante porque preside la UCR bonaerense pero es sólo una expresión de la UCR, ayer Aguad dijo todo lo contrario”.

Por su parte, Ritondo fustigó a Bazze y le restó relevancia: “No es la respuesta del radicalismo sino de una dirigencia anacrónica que llevó al partido casi a la extinción”. Y en sintonía con la estrategia de seducción macrista señaló que “muchísimos radicales se están integrando al partido, en Capital y en el interior”. “Hoy por hoy (el jefe de Gobierno de la Ciudad) Mauricio Macri es la única alternativa opositora que hay, sólo sectores muy cerrados no lo ven”, opinó.

Sobre la estrategia de acuerdos y alianzas, el legislador porteño llamó a “incorporar a los radicales que tienen valor como a los peronistas que tienen valor”, y dijo que algo en ese sentido dijo el propio jefe de la UCR, Mario Barletta. En verdad, Barletta trató de bajar el conflicto entre los distintos sectores del radicalismo y llamó a trabajar en la “cohesión” interna. Sin descartar nada, el santafecino sostuvo que no es momento para discutir alianzas.

Compartir: 

Twitter
 

Los diputados Ricardo Alfonsín y Federico Pinedo, ahora enfrentados.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.