EL PAíS › GUSTAVO LóPEZ, SUBSECRETARIO GENERAL DE LA PRESIDENCIA

“La UCR hoy es un partido conservador”

 Por Sebastian Abrevaya

En una semana, la Concertación, aquella idea que impulsó Néstor Kirchner por 2007, se convertirá en un partido nacional. A cuatro años de su creación, hoy se llama Concertación-Forja. Está integrada en su mayoría por radicales que se fueron de la UCR para integrar el Frente para la Victoria y desde diciembre está liderada por el subsecretario general de la Presidencia, Gustavo López. En diálogo con Página/12, López anunció que el 12 y 13 de este mes se reunirán en Villa Dolores, Córdoba, para lanzarse formalmente como partido nacional. “El radicalismo hoy es un partido claramente conservador”, critica el funcionario, e invita a los radicales a superar “el mito del partido” para “venir a ser parte de la historia”.

–¿Qué es de la vida de la Concertación?

–A fines del año pasado, los delegados de cada una de las provincias ratificamos por qué estamos acá, por qué seguimos formando parte de este gobierno, por qué tenemos una alianza dentro del FpV y qué es lo que representamos. Consideramos que las banderas históricas del radicalismo progresista y popular tienen que estar avalando este proyecto. En diciembre cambiamos la conducción partidaria, se me consagró a mí presidente, al intendente de Villa Dolores, Juan Pereyra, vice y al diputado Raúl Acosta, del Chaco, secretario general. Además, el próximo 12 y 13 de febrero hacemos un encuentro para la constitución del partido a nivel nacional.

–¿Por qué fue reemplazada Silvia Vázquez de la conducción después de su aparición en el acto en que Hugo Moyano renunció al PJ y empezó a confrontar con el Gobierno?

–Ella tomó una actitud individual que no consultó con nadie y por eso en el partido decidimos por unanimidad renovar el compromiso y renovar la conducción. Claro que nos sorprendió y decimos que es una pena porque en términos personales es una gran luchadora. Habíamos hecho esta construcción juntos durante cuatro años. Todos los que quieran estar en este espacio están, pero nosotros decidimos renovar la conducción.

–¿Forman parte el ex gobernador Miguel Saiz y el actual mandatario de Santiago del Estero, Gerardo Zamora?

–Claro que sigue el diálogo con ellos. Hay contacto con la gente de Saiz para que ellos también construyan Concertación-Forja en Río Negro. Con Zamora la relación es excelente, pero él tiene la necesidad de una construcción provincial y nosotros de una construcción nacional. Nuestros quince intendentes necesitan una herramienta para presentarse a elecciones. No pueden hacerlo sin partido.

–¿El radicalismo es un partido progresista?

–No, hoy es un partido claramente conservador. Las autoridades de los bloques legislativos y su integrantes han votado en contra de todas las iniciativas populares de este gobierno. Desde mi punto de vista, el radicalismo debería ser hoy el socio del kirchnerismo para llevar adelante este modelo. Y no lo fue por la dirigencia. Entonces, si te decís popular y después en el Congreso votás todo lo contrario; si en el ’83, el ’87 y el 2001 quisiste cambiar la ley de medios y después votaste en contra; si estabas en contra de la privatización de las jubilaciones y después votás en contra de la estatización; si decís que la asignación universal era un proyecto tuyo y después el presidente de tu partido dice que es para que la gente juegue y se emborrache; entonces tenés una contradicción insalvable.

–Otros dirigentes de la UCR, como Leopoldo Moreau, también plantean la necesidad de ser un partido “nacional, popular y progresista”...

–Coincido con el análisis que hace Moreau. La diferencia es que yo creo que no tiene sentido pelearlo desde adentro. Uno puede seguir siendo radical sin formar parte de la UCR. Yo no me reivindico sólo como radical, hay un montón de cosas del peronismo como la justicia social, la independencia económica, la soberanía política, que tienen que ser bandera del movimiento popular. No pueden ser bandera sólo del peronismo. Por eso digo: vengan los radicales a construir la historia, la historia está acá. No den el paso en falso que puede ser el final de esto, la alianza con la derecha neoliberal de Macri. Vengan con nosotros, que seguimos las tradiciones yrigoyenistas. Hay que romper con el mito de que primero está el partido y después el país. Entonces, hagamos lo que ha hecho históricamente el peronismo, que cuando por vía del PJ no tuvo solución, la buscó por otro lado.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.