EL PAíS › CARLOS TOMADA DECLINó SU CANDIDATURA A PRESIDENTE DEL PJ PORTEñO

“No es hora de personalismos”

En una carta, el ministro de Trabajo dijo que decidió priorizar la gestión para “no ofrecer ni una grieta” frente al “hostigamiento” que sufre el Gobierno. Aparece el planteo de una lista de unidad.

“No puedo darme el lujo de mirar para otro lado ni por un instante, cuando la responsabilidad del momento es fortalecer el proyecto de país en el que trabajo desde hace muchos años”, aseguró ayer el ministro de Trabajo, Carlos Tomada, al anunciar la declinación a su candidatura a presidente del PJ porteño para concentrarse de lleno en los desafíos de la gestión. A través de una carta leída a dirigentes y militantes, Tomada decidió dar un paso al costado en la disputa que mantenía con el titular del gremio de encargados de edificios (Suterh), Víctor Santamaría, cabeza de la única lista que por ahora queda firme para las elecciones previstas para el 6 de abril. En el entorno del ministro de Trabajo relataron que la decisión fue conversada con la presidenta Cristina Fernández, dado el contexto político y económico actual. Otros actores del peronismo porteño, como el legislador Juan Carlos Dante “Canca” Gullo, insistieron en la necesidad de alcanzar una lista de unidad.

Aunque todavía faltaba el acto de lanzamiento formal, la candidatura de Tomada para presidir el PJ porteño era hasta ayer una realidad. El espacio Convocatoria para un Frente Kirchnerista (CFK) había lanzado en presencia del ministro el slogan “Los peronistas porteños tenemos Decisión Tomada”. Sin embargo, reunido ayer con dirigentes y militantes, Tomada les leyó la carta titulada “No es hora de personalismos”. “He declinado mi postulación y no voy a participar como candidato de estas elecciones internas del PJ porteño”, aseguró el funcionario y pasó a explicar los motivos: “Es de público conocimiento que nuestro gobierno está afrontando un duro hostigamiento de la derecha política, de los poderes concentrados y de los medios opositores, como no ha conocido ningún gobierno desde el año 1983”. Tomada detalló entonces que, dada su responsabilidad como ministro de Trabajo, decidió “priorizar, sin la más mínima duda, la tarea al frente de la cartera y el compromiso militante con la conducción política de Cristina Fernández”.

“Quiero ratificar que mi posición actual no implica abandonar mi convicción de seguir aportando humildemente a una fuerza que aspire a ganar en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires”, aclaró Tomada, quien remarcó que no cree en “unidades porque sí” y que “el peronismo no se merece un partido para pocos”. “Lo sigo pensando y seguiré trabajando por la mayor pluralidad en la convocatoria, por una representación más generosa y por la incorporación y protagonismo de esta juventud que apunta a la consolidación y profundización de nuestro proyecto”, concluyó el ministro.

En el entorno de Tomada remarcaron que los tiempos cambiaron respecto del momento en que se decidió impulsar su postulación. Tras la devaluación y los acuerdos con distintos sectores para mantener los precios, la reacción de los gremios no se hizo esperar y se aceleraron las negociaciones paritarias. “Y Tomada, entre elegir la política partidaria y la gestión, siempre eligió la gestión”, detallaron cerca del ministro, aunque remarcaron la continuidad de su trabajo político en la Ciudad. En su carta el funcionario explicó que no quiere “ofrecer ni una grieta”, teniendo en cuenta el contexto político y la coincidencia temporal de las paritarias con la campaña electoral.

Consultado por Página/12 sobre el nuevo escenario, Gullo remarcó que debe haber una lista de unidad. “Tenemos que comprender todos que acá el protagonista de este proceso de democratización es el afiliado. Todos tenemos que trabajar para que haya muchos votos”, señaló el legislador porteño, que pidió trabajar por contener también a aquellos afiliados peronistas que no adhieren al gobierno nacional.

Con este panorama, la única lista que permanece firme es la de Santamaría, un dirigente sindical de buena sintonía con el Gobierno. De todas maneras, el plazo para la presentación de listas finalizará recién el 15, por lo que podría surgir algún otro competidor para suceder al secretario general del gremio de los estatales (UPCN), Andrés Rodríguez, que ocupa interinamente el cargo desde 2011.

Compartir: 

Twitter
 

El ministro Carlos Tomada tendrá un rol importante en las próximas semanas, al iniciarse las paritarias.
Imagen: Arnaldo Pampillon
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.