EL PAíS › PAMPURO LE OFRECIO USAR EQUIPAMIENTO DE LAS FUERZAS ARMADAS

Apoyo logístico militar para Arslanian

Arslanian asume hoy como ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires. Antes recibió del ministro de Defensa la oferta de utilizar logística e inmuebles militares. Pampuro dijo que no violará la ley, pero no aclaró quién interceptará celulares.

 Por Diego Schurman

José Pampuro se reunió ayer con León Carlos Arslanian, que asume hoy como ministro de Seguridad de Buenos Aires, y puso a su disposición el “apoyo logístico” de las Fuerzas Armadas en la lucha contra la delincuencia. Eso sí, el ministro de Defensa de la Nación se encargó rápido de asegurar que su buena voluntad hacia quien asumirá hoy el ministerio de Seguridad bonaerense de ninguna manera representa una transgresión a las leyes de Defensa y Seguridad Interior.
Arslanian había llamado a Pampuro el fin de semana. Y eso derivó en la reunión de ayer en La Plata, que se prolongó por una hora. Lo primero que le transmitió el ministro de Defensa a su anfitrión fue el respaldo del Gobierno a su futuro trabajo.
Era, después de todo, una formalidad: el presidente Néstor Kirchner ya lo había hecho el martes pasado, lo que llevó a ex camarista a aceptar el traje de ministro al margen de la discusión existente entre Nación y provincia por los fondos necesarios para reestructurar la policía bonaerense.
Finalmente, Pampuro fue a los temas concretos. Y le relató que la “ayuda logística” prometida se plasmará en una suerte de “acuerdo-marco”, que contemplará tres convenios.
- Uno será para “apuntalar” el transporte aéreo y terrestre de la bonaerense. Las Fuerzas Armadas tienen en la actualidad alrededor de 15 helicópteros sin uso que podrían arrendarse. La provincia debería capacitar a pilotos locales y eventualmente encargarse del combustible. Los militares seguirían ocupándose del mantenimiento técnico de las naves.
- Otro convenio será para los “traspasos” de inmuebles. Arslanian quiere sacar a unos 6 mil presos de las comisarías bonaerenses. Sospecha de la existencia de casos de corrupción, donde la policía tiene un lugar de privilegio en el circuito de favores. Por eso busca trasladar a los detenidos para su “contención” rápida a dependencias militares. Pampuro ofreció poner en marcha un sistema de “comodatos” para que la provincia pueda utilizar las edificaciones del Batallón Arana, Magdalena y Villa Martelli.
- El tercer punto conversado es la provisión de comunicación de alta tecnología. Pampuro dijo que las Fuerzas Armadas cuentan en la ciudad de City Bell un centro con elementos capaces de, por ejemplo, interferir celulares, una práctica “necesaria” en “casos extremos” como los secuestros.
- El cuarto ítem fue solo esbozado. Se trataría de la posibilidad de que efectivos del Ejército custodien en la Capital Federal puestos fijos a cargo de Gendarmería y Prefectura “para que estos efectivos colaboren en la lucha contra el delito” en zonas controvertidas del conurbano bonaerense. De hecho ya hubo operativos coordinados en conjunto por el ex ministro provincial Raúl Rivara y el secretario de Seguridad de la Nación, Norberto Quantín. Un funcionario del Gobierno dijo a este diario que, sin embargo, este cuarto punto no avanzó porque “para eso habría que cambiar las leyes de Defensa y de Seguridad Interior”.
Pampuro insistió en que el apoyo “en comunicaciones, logística y movilidad” de ninguna manera significará la participación de efectivos de las Fuerzas Armadas en operativos. “Por favor, que la gente no confunda las cosas, nos estamos manejando siempre en el marco de la ley. No vamos a poner a las Fuerzas Armadas a reprimir el delito”, resaltó Pampuro ante Página/12.
La Ley de Defensa Nacional es clara cuando limita la acción de las Fuerzas Armadas al enfrentamiento de las agresiones de origen externo. No obstante, de acuerdo al artículo 27 de la Ley de Seguridad Interior, el Ministerio de Defensa puede disponer que los militares “apoyen las operaciones de seguridad interior mediante la afectación de sus serviciosde arsenales, (...) y transporte, así como los elementos de ingenieros y comunicaciones”.
Sin embargo, de la reunión entre Arslanian y Pampuro no surgió que el crecimiento del delito organizado se haya debido a que faltan instrumentos para la intercepción, se supone que legal, de celulares.

Compartir: 

Twitter
 

El ministro de Defensa, José Pampuro, durante una visita a una guarnición militar.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.