EL PAIS

El Bulldog, con discurso militar

Ricardo López Murphy lanzó sus candidaturas. Sin menciones a Macri, críticas a Moyano y disgusto por la “humillación” a las FF.AA.

 Por Miguel Jorquera

El lanzamiento de su campaña electoral como candidato presidencial no fue ni en el escenario ni con el marco político que Ricardo López Murphy imaginó cuando la sociedad con Mauricio Macri estaba en su momento de esplendor. El Bulldog subió con los brazos en alto a la tarima montada en el amplio salón del Centro Asturiano de Vicente López en medio del efecto lumínico que proyectaba su sombra sobre el cartel, que como telón de fondo llevaba la inscripción de su nombre con la leyenda “presidente” sobre los ya tradicionales colores del PRO –amarillo y negro–, pero que sólo tenía la firma de su propio partido, Recrear. Desde allí, como un “acto de docencia”, repasó su plataforma electoral, reclamó el esclarecimiento por la desaparición de Jorge Julio López y expresó su disgusto por la “humillación” a la que “se somete” a las Fuerzas Armadas. Como cierre pidió a sus partidarios que rompan con “la abulia y la resignación de que vamos a ser gobernados por el kirchnerismo por los años de los años”.

Sin la bendición macrista de llevar su nombre al tope de la boleta del PRO en todos los distritos, López Murphy sabe que su tarea no será fácil. Por eso llamó a enfrentar los cuarenta días que quedan de campaña casi como una epopeya militar, citando palabras de José de San Martín antes de emprender el cruce de los Andes. Sin embargo, uno de sus principales desafíos será en la pampa bonaerense, donde la boleta de Recrear lo lleva como candidato a presidente y al frente de la lista de diputados nacionales.

Ante unos 700 comensales, que el lunes por la noche pagaron 35 pesos por la cena (pollo al horno con papas, vino, gaseosa y helado de crema) como aporte de campaña, el candidato pidió que “convenzan” a la gente que “vaya a votar” y que “fiscalice la elección” del 28 de octubre para “garantizar su transparencia”. “En el Chaco fue una elección reñida, no fraudulenta como la de Córdoba”, dijo López Murphy a Página/12, diferenciando el proceso electoral chaqueño, donde Recrear aportó sus votos al estrecho triunfo del kirchnerista Jorge Capitanich.

Antes de que suba al escenario, dos pantallas gigantes reprodujeron el momento en que el presidente Néstor Kirchner cuestionó a López Murphy por su doble candidatura bonaerense, en medio de la silbatina y el abucheo de los seguidores del Bulldog. El video siguió con imágenes del candidato dialogando con los ex presidentes de Chile, el socialista Ricardo Lagos, y de Uruguay, el conservador Jorge Batlle, países con los que la gestión kirchnerista tuvo y mantiene conflictos diplomáticos. También lo mostraron junto a Gabriela Michetti, cuando López Murphy la homenajeó con un enorme ramo de rosas amarillas tras el triunfo del PRO en las elecciones porteñas, pero no hubo ni una sola imagen junto a Macri.

La mayoría de los dirigentes de Recrear insistían en minimizar la ruptura de alianza con el electo jefe de Gobierno porteño. “En Capital, Macri apoya la candidatura de Ricardo y, en la mayoría de los distritos, vamos juntos. El problema es sólo en la provincia de Buenos Aires, donde no querían llevar boleta de candidato a presidente y Macri no los pudo disciplinar”, sintetizaron varios de ellos ante este diario.

Arriba del escenario, López Murphy dijo que la batalla final lo encontrará “fresco, como en una madrugada de toque de Diana” y llamó a sus militantes a romper con “la resignación” de un posible triunfo kirchnerista. “Consigan que la gente vaya a votar, no saben lo que van a transpirar”, dijo el Bulldog en referencia a una posible segunda vuelta.

Su compañero de fórmula, Esteban Bullrich, respondió sobre el escenario el cuestionario de una “periodista”, para que el diputado se explaye sobre su tarea legislativa. En una misma mesa, lo escuchaban sus compañeros de bancada Pablo Tonelli y Nora Ginzburg, mientras el ex menemista Caro Figueroa aplaudía desde una contigua. En tanto, el candidato a gobernador bonaerense, Sergio Nahabetian, asociaba la desaparición de Julio López con los problemas de seguridad en la provincia.

“¿Eso es bueno o es malo?, porque algunos me critican que soy muy formal”, preguntó López Murphy a los periodistas que elogiaron su puntualidad para atender a la prensa. Preocupado por su perfil de campaña, en la que no todos los candidatos logran “enamorar” al electorado, el Bulldog tuvo una pequeña gratificación que lo hizo sonrojar. El legislador porteño Marcelo Meis se sentó junto a él para mostrarle un recorte de la revista Elle. Allí, una joven de 31 años relataba, a pesar de su condición de “izquierdista”, su sueño erótico con el Bulldog.

Ayer, López Murphy tuvo un gesto menos mimoso con el pope cegetista Hugo Moyano y los reclamos gremiales. “Garantizo y aseguro que si soy presidente no voy a negociar, apañar, ni mucho menos temerle a este tipo de personajes. Moyanos hay y habrá muchos; Argentina, una sola. Conmigo se acaba la Moyanocracia”, dijo el ex ministro de Economía de la Alianza.

Compartir: 

Twitter
 

El candidato a presidente de Recrear, Ricardo López Murphy, hizo su acto en Vicente López.
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.