EL PAIS › EL SARMIENTO EN UN INFORME

Eje luctuoso

 Por Mariana Carbajal

El trazado de la línea del ex Ferrocarril Sarmiento marca un eje luctuoso. A lo largo de las vías de ese ramal ocurre una importante cantidad de muertes por hechos violentos, fundamentalmente por accidentes ferroviarios que se registran en la ciudad de Buenos Aires, de acuerdo con una investigación realizada por un grupo de docentes investigadores del Instituto de Salud Colectiva de la Universidad Nacional de Lanús y publicada por la Organización Panamericana de la Salud. El 33 por ciento de los accidentes ferroviarios que suceden en el ámbito porteño se producen en ese ramal. “Más allá de la presunta irresponsabilidad del chofer del colectivo, lo que hay que mirar es que hay un problema de diseño urbanístico que produce efectos epidemiológicos. Uno de los hallazgos que más nos impactó fue detectar que el trazado del ex Sarmiento va dejando una serie de muertes a lo largo de las vías que no se da en otros lugares de la ciudad. A medida que entra en la ciudad de Buenos Aires, se va viendo la red ferroviaria como un hilo que va concentrando las muertes”, explicó a Página/12 el epidemiólogo Hugo Spinelli, director del Instituto de Salud Colectiva y uno de los autores del estudio.

–¿A qué adjudica este hallazgo? –le preguntó ayer este diario.

–Ningún otro ramal que ingresa a Buenos Aires tiene un recorrido tan largo por zonas de alta densidad demográfica. El ex Sarmiento recorre desde Liniers hasta Once y atraviesa los barrios de Flores y Caballito, entre otros. La diferencia con los ramales del norte de la ciudad es que éstos circulan elevados y no a nivel como el ex Sarmiento. No sólo encontramos una importante cantidad de muertes por accidentes ferroviarios sino que también se generan en torno de las vías otras muertes violentas como homicidios y suicidios. No hay que pensar tanto en la locomotora a la hora de pensar en las responsabilidades sino en la vía como estructura urbanística. El soterramiento del ferrocarril sería una solución para los accidentes.

Los resultados a los que se refiere Spinelli surgen del estudio “Muertes violentas en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Una mirada desde el sector salud”, publicado por la OPS en 2005. El trabajo tiene la particularidad de analizar las muertes ocurridas por accidentes, suicidios, homicidios durante el primer semestre de 1988 y 1991 y en los años 2001 y 2002. Los investigadores ubicaron georreferencialmente en el mapa porteño cada una de las muertes, es decir, las localizaron en la dirección en la que tuvieron lugar. Cada muerte se representa con un punto. De esta forma, se observa con claridad que en el trazado de la ex línea Sarmiento los puntos que simbolizan cada muerte por accidente ferroviario se van acumulando como no ocurre en otro ramal. Aunque tiene ya algunos años la investigación, Spinelli consideró que esa fotografía no ha perdido vigencia. “Hicimos estudios semejantes posteriormente que muestran una tendencia similar”, apuntó otro de los autores del estudio, el epidemiólogo Marcio Alazraqui.

En el período de estudio se registraron 295 accidentes ferroviarios en toda la ciudad. El 33 por ciento ocurrió en el ex Sarmiento, el 25 por ciento en el ex Mitre, el 16,9 por ciento en el ex San Martín, el 11,2 por ciento en el ex Belgrano, el 5,1 por ciento en Subterráneos, el 2,7 por ciento en el ex Roca, el 1,7 por ciento en el ex Urquiza, el 0,3 por ciento en el Premetro (y hay un 3,7 por ciento sin identificar). Los investigadores pudieron georreferenciar 198 del total de accidentes ferroviarios. El 27 por ciento de ellos (54 casos) ocurrieron en la línea del ferrocarril ex Sarmiento, entre las calles Pedro Carrasco (Lacarra) y Donato Alvarez (24 cuadras). “Los datos hablan per se y la necesidad de una política pública sobre esta línea férrea aparece con una definida prioridad a ser discutida por los habitantes de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires en conjunto con las autoridades de los distintos poderes de la ciudad”, señalaron los investigadores en las conclusiones del estudio. Los barrios con las mayores proporciones de muerte por accidente sobre el total de accidentes del período fueron Palermo (7,1 por ciento), Flores (6,9 por ciento) y Caballito (5,1 por ciento). Es posible que los barrios con más alta densidad poblacional tengan mayor tránsito de personas, pero no necesariamente concentran más muertes por accidentes debido a que entran en juego otros factores como la buena señalización, vigilancia del tránsito, calidad de las vías, entre otros”, consideraron los investigadores.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared