EL PAIS › ANIBAL FERNANDEZ SALUDO A VIDAL

Con críticas hacia adentro

“Hubo gente de mi partido que hizo hasta lo imposible para que me fuera mal”, señaló ayer el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, después de perder la elección a gobernador en la provincia de Buenos Aires como candidato del Frente para la Victoria. El funcionario reconoció la derrota y se comunicó telefónicamente para felicitar a la ganadora del comicio, la candidata de la alianza Cambiemos, María Eugenia Vidal. “A lo mejor ha llegado el momento en que yo me tenga que correr”, señaló anticipando un tiempo de reflexión para su carrera política a la vez que enfatizó que iba “a trabajar para que Daniel Scioli sea presidente”, ante el ballottage que se realizará el 22 de noviembre entre el gobernador bonaerense y el líder de PRO y candidato de Cambiemos, Mauricio Macri.

“A los resultados hay que mirarlos con prudencia, no calenturiento”, aseguró el funcionario kirchnerista intentando aplacar la sorpresa de la derrota con Vidal. Hizo foco en que la diferencia “no fue tan lejana”, aludiendo al margen de poco más de cuatro puntos porcentuales entre ambos. En la conferencia de prensa matutina que acostumbra dar antes de ingresar a la Casa Rosada, Fernández apuntó que no tenía dudas de que “hubo gente que pateó en contra y he sido piadoso y no he insistido sobre el tema más de una vez y con Martín (Sabbatella, compañero de fórmula) hemos hablado muchas veces del tema”, dejando traslucir que un sector del justicialismo lo había perjudicado en la votación como consecuencia de la interna.

“Cuando uno ve cortes de boletas en determinados sectores evidentemente ha aceptado que esas cosas podían tener viso de seriedad”, aseguró el ex candidato apuntando a las diferencias en la votación en algunos distritos peronistas en los que su candidatura tenía una sensible baja comparada con la fórmula presidencial del FpV. “Hubo gente de mi partido que hizo lo imposible para que nos fuera mal, ganamos la primaria y el daño infligido tuvo respuestas y también la tuvieron en su propia cara”, agregó el funcionario haciendo hincapié en los distritos en los que el FpV gestionaba y perdió pero apuntando a su rival en las PASO, Julián Domínguez, que llevaba su propio candidato para Chacabuco y no logró retener la intendencia.

Con el resultado de la elección del domingo, el peronismo pierde la provincia de Buenos Aires después de gobernar durante 28 años consecutivos. “No tengo dudas de que hubo gente que pateó en contra”, insistió el jefe de los ministros reforzando su análisis de la derrota en Buenos Aires y agregó que “hicieron tanto daño como se ha podido para que a uno como candidato no le fuera bien. Hubo traición de otros dirigentes”. Advirtió también que la campaña mediática en su contra era “una de las razones de la derrota. Cuando te dicen una bestialidad y no se tiene respuesta, porque lo que te dicen es atroz, puede pasar esto. Ha tenido un impacto muy fuerte”, dijo aludiendo a los informes emitidos por el multimedios Clarín antes de las PASO en las que se lo vinculaba con el narcotráfico.

El dirigente kirchnerista admitió que la derrota electoral lo llevaba a reflexionar si “llega el momento de dar un paso al costado”, aunque dijo que no se iba a retirar de la política. Finalmente Fernández le deseó “de corazón que los resultados que obtenga sean positivos” en la provincia a la vicejefa de Gobierno porteña que asumirá la gobernación provincial a partir del 10 de diciembre. “Hay que felicitarla por su triunfo, y ojalá que le vaya bien”, señaló por la mañana y al mediodía concretó la felicitación personalmente al comunicarse telefónicamente con ella y mantener una conversación privada durante unos minutos.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
  • Con críticas hacia adentro
 
EL PAIS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared