EL PAíS

Un barco de Greenpeace

Un barco de Greenpeace partirá el domingo desde Puerto Madero, en Buenos Aires, rumbo a Fray Bentos, como parte de la campaña de la ONG ecologista para pedir a los gobiernos de la Argentina y Uruguay que impulsen un plan de producción limpia para las empresas de celulosa de toda la región.

El miércoles, según la policía uruguaya, militantes de la organización ecologista intentaron realizar una acción en Montevideo para impedir la llegada del buque chileno que llevó estructuras metálicas para la construcción de la planta de Botnia. Los exportadores chilenos volverán a utilizar la vía marítima en abril o mayo a fin de completar la entrega de los materiales restantes y evitar el bloqueo en Entre Ríos. La carga fue llevada desde Montevideo a Fray Bentos por un convoy de 14 camiones, con una custodia especial.

La fábrica de celulosa de Botnia sobre la orilla del río Uruguay tendrá una altura de 105 metros; utilizará 3500 toneladas de acero. El plan inicial era que los materiales llegaran desde Chile a la República Oriental por vía terrestre. Sin embargo, en enero pudieron cruzar la frontera sólo 17 vehículos; otros 14 debieron regresar por el bloqueo de los puentes.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.