EL PAíS

La jueza y la Aduana se pelean y el valijero viaja

La causa por el ingreso de 800 mil dólares a la Argentina en la maleta del venezolano Guido Alejandro Antonini Wilson quedó sin juez. Críticas de la Aduana.

 Por Raúl Kollmann

La causa de la valija de los 800.000 dólares se quedó sin juez y la lógica indica que no habrá magistrado que se ocupe del expediente por aproximadamente diez días. La jueza que estaba de turno cuando llegó el vuelo desde Caracas, Marta Novatti, se excusó ayer argumentando que las críticas del titular de la Aduana, Ricardo Echegaray, la obligan a apartarse del expediente “por razones de decoro”. Entre la magistrada y la Aduana se planteó una seria controversia: las autoridades de la Aduana afirman que intentaron notificarla de los hechos llamando a su secretaria el sábado y recién fueron atendidos al mediodía del domingo, mientras que Novatti dice que se enteró de la valija de los 800.000 dólares por el diario, o sea recién el martes. Jueces y camaristas consultados por este diario consideran que Novatti debió tomar la causa de todas maneras.

El choque tomó envergadura porque Echegaray adelantó que pediría que se investiguen las comunicaciones entre los teléfonos de los funcionarios de la Aduana y los de la secretaria del juzgado. En ese marco de tensión, Novatti decidió excusarse.

En el nuevo sorteo, el expediente recayó en el juez Diego Zysman, quien seguramente el lunes rechazará la excusación de Novatti. Ello obligará a que dirima la Cámara en lo Penal Económico, un trámite que lleva más o menos diez días. Mientras tanto, será difícil que se hagan allanamientos e incluso que se le dé curso a la denuncia por contrabando que formuló la fiscal María Luz Nieves Diez. Respecto de la eventual detención, en Tribunales consideran que todos los jueces hubieran tomado la misma decisión que Novatti, o sea que se incaute el dinero y se tramite el hecho como una infracción aduanera. Es más, el juez sorteado ayer, Diego Zysman, tiene un antecedente concreto: en enero ordenó que se tramitara como infracción aduanera el hallazgo de 500.000 euros en el equipaje de Manuel Lao, dueño de Cirsa, el emporio de las tragamonedas y los casinos. Y eso que los euros venían en cajas de jamón serrano.

La controversia entre la jueza y la Aduana tiene un trasfondo. Si el caso se hubiera encarado como contrabando desde el primer momento podría haberse ordenado la detención del venezolano que llevaba los dólares, Guido Alejandro Antonini Wilson.

La jueza Novatti argumentó que a ella no le avisaron nada, con lo que dio a entender que no tuvo ni chances de ordenar la detención. El titular de la Aduana, Ricardo Echegaray, considerado un pingüino ya que revistó durante mucho tiempo en Santa Cruz, contestó en dos aspectos. Por un lado, dijo que los funcionarios buscaron a la secretaria de la jueza, Luisa Albamonte, durante todo el sábado y que recién fueron atendidos a las 12 del domingo. Al informársele del hallazgo de los dólares, la secretaria ordenó que el caso sea tramitado en sede aduanera como infracción. El segundo aspecto de la respuesta de Echegaray es que si la magistrada hubiera querido detener a Antonini Wilson podría haber emitido la orden, ya que el venezolano recién se fue de la Argentina el martes a las seis de mañana hacia Montevideo.

Respecto de la eventual detención, en Tribunales consideran que todos los jueces hubieran tomado la misma decisión que Novatti, o sea que se incaute el dinero y se tramite el hecho como una infracción aduanera. Es más, el juez sorteado ayer, Diego Zysman, tiene un antecedente concreto: en enero ordenó que se tramitara como infracción aduanera el hallazgo de 500.000 euros en el equipaje de Manuel Lao, dueño de Cirsa, el emporio de las tragamonedas y los casinos. Y eso que los euros venían en cajas de jamón serrano.

Ayer todos esperaban que la jueza Novatti aceptara la denuncia de la fiscal Rivas Diez y que, además, le delegara la causa para que la siga investigando. La excusación retrasa todo el proceso cuando lo que podría haber hecho la magistrada es rechazar –si así lo consideraba– lo dicho por Echegaray, pero continuar con la pesquisa. Como se sabe, Rivas diez interpretó de otra manera el caso, no estuvo de acuerdo con la Aduana y consideró que hubo elementos de ocultamiento por parte de Antonini Rivas. Por eso hizo la denuncia por “tentativa de contrabando”.

- Para la fiscal, está probado que el venezolano, que ya había venido a la Argentina doce veces, evaluaba que a esa hora de la madrugada, en compañía de funcionarios de Enarsa y el Ministerio de Infraestructura, no le revisarían el equipaje.

- Cuando la agente de la Policía Aeroportuaria vio en el scanner los billetes, Antonini adujo que eran papeles y después que sólo se trataba de 60.000 dólares.

- Con estos elementos y el hecho de que se trataba de una cantidad muy grande, 790.550 dólares, Rivas Diez evaluó que existió el intento de contrabando.

Ahora tendrá que esperar hasta que la causa tenga juez y éste decida si le da curso o no a su denuncia.

Un juez, ya retirado, con amplia experiencia en el fuero Penal Económico, explicó la situación a Página/12 de la siguiente manera:

- “Si uno llega con varios kilos de droga en una valija, aunque el estupefaciente no esté oculto en un doble fondo, se ordena la detención. Es que se trata de una mercancía de prohibición absoluta”, ejemplificó el veterano magistrado.

- “Si la persona viene con dinero es distinto, porque no es un bien de prohibición absoluta. En casi todos los casos cuando el pasajero trae dólares no declarados, y no vienen en un doble fondo, o escondidos en la ropa, el juez le ordena a la Aduana por teléfono que incaute el dinero y labre el acta por infracción aduanera. El secuestro de la plata ya es una sanción de mucho peso y el expediente continúa.”

- “Distinta es la situación cuando alguien trae dólares, por ejemplo, escondidos en un doble fondo o en algún bolsillo cosido en la ropa. Allí los jueces habitualmente ordenamos la detención hasta analizar el caso más en profundidad”, completó el ex magistrado.

Compartir: 

Twitter
 

El titular de la Aduana, Ricardo Echegaray, aseguró que el sábado en el juzgado no respondieron los llamados.
SUBNOTAS
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.