ESPECTáCULOS › LOS PIOJOS EMPIEZAN HOY UNA SERIE DE CUATRO SHOWS EN EL LUNA PARK

Ahora, la pelea es por el número 1

Después de haber probado su masividad en las canchas de fútbol, la banda de El Palomar tocará por primera vez en el estadio de Corrientes y Bouchard. Ya se agotaron las entradas para las tres primeras funciones. La cuarta será el martes.

Por Javier Aguirre

Acaso beneficiados por el silencio autoimpuesto de Los Redondos, y por el año de relativo descanso que lleva La Renga después de un 2001 especialmente intenso, Los Piojos buscarán esta noche a partir de las 21, en el Luna Park, dejar a todo el mundo convencido de que son la banda de rock argentino más popular del momento. Tres funciones con localidades ya agotadas –hoy, mañana y el domingo– y una cuarta agregada para el martes son las pruebas del creciente y sostenido respaldo de público con el que cuenta la banda de El Palomar desde hace varios años, como cabeza visible del fenómeno del rock barrial convertido en el rock hegemónico.
Los Piojos no parecen sentir la crisis económica, ya que su actividad, en lo que va del año, no conoció reveses: en abril convocaron a 25.000 espectadores en La Plata, y en junio tocaron para 10.000 personas en Córdoba y para 4000 en Tucumán. En relación con su popularidad, durante su estadía en Córdoba el cantante del grupo Andrés Ciro Martínez declaró al diario La Voz del Interior que el secreto de la masividad del quinteto está en “decir lo que se siente, y en un lenguaje comprensible”, y aprovechó para elogiar a las asambleas barriales y otras iniciativas vecinales: “Son positivas, demuestran un proceso en crecimiento. Se percibe la voluntad de la gente por terminar con el manejo de sus intereses por parte de desconocidos, que es en lo que se ha convertido nuestro sistema de gobierno”.
El vocalista –usualmente esquivo con la prensa, tal como marca el receloso paradigma rockero de la segunda mitad de los noventa– también renegó de su condición de figura pública: “Cuando mejor te va, más te van a tirar. Siempre habrá alguno a la espera de cualquier excusa para tirarte un palo. Lo de la fama es una cosa superflua. Puede resultar una tentación observar que ‘tal’ está en un lugar y que vos, no. Te podés preguntar: ‘¿Por qué no yo?’. Pero eso es algo vacío, te lleva a un círculo vicioso, a pensar que si no estás en tal lado es porque desapareciste. Y así como no me gusta la gente que está todo el tiempo figurando, yo prefiero no participar. La gente cambia. Quizá vos tengas la voluntad de seguir siendo el mismo, pero la gente cambia en relación a vos, y eso te desacomoda. No estoy diciendo que la fama tiene sólo cosas malas: perdés el anonimato, pero eso puede permitirte que, como me pasó, llegues con tu hermano lastimado a un hospital y te atiendan inmediatamente. El otro extremo es que salís a comer, y todo el mundo te mira. Pero uno termina acostumbrándose a eso. Lo cierto es que se viven más satisfacciones que otras cosas”.
Ciro anticipó que Los Piojos preparan la publicación de un libro de fotografías que retrata la historia de la banda y que antes de fin de año podría aparecer el demorado Ritual 2, que sería el segundo disco en vivo del grupo. En tanto, la edición de un nuevo álbum de estudio está prevista recién para comienzos del año que viene.
Durante la primera mitad de 2002 el grupo también se presentó fuera del país: en marzo Los Piojos tocaron en Paysandú, Uruguay, y entre abril y mayo realizaron una minigira por Estados Unidos –país al que volverían antes de fin de año–, que incluyó conciertos en San Diego, Los Angeles, Nueva York y en el Festival Argentino de Miami, donde compartieron cartel (y trabaron amistad) con Charly García. Fruto de ese encuentro en la Florida fue un muñeco de James Brown que Los Piojos le regalaron a García y que él mostró en el escenario, justamente del Luna Park, dos semanas atrás, durante la presentación de su reciente álbum Influencia.
Entre las posibles sorpresas para los shows del Luna Park está el estreno de la canción inédita “Dientes de cordero”, previsto para Córdoba pero finalmente fuera del repertorio en aquella ocasión. Sobre la canción –que se sumaría a los inéditos que el grupo ya viene tocando, “Extraña0ps soledad” y “Al desierto”–, Ciro explicó que “habla de nuestra condición: somos corderos, pero de vez en cuando podemos morder”.
Esta serie de cuatro shows, con unas 10.000 entradas estimadas por función, podría igualar o superar el record de venta de localidades del grupo, obtenido en su anterior presentación en Capital, en noviembre del año pasado en el estadio de Huracán, donde convocaran a más de 35.000 personas. Un mes antes, en la cancha de Atlanta, habían reunido alrededor de 30.000 espectadores. La masividad garantizada de cada presentación de Los Piojos en Capital, que tendrá un nuevo capítulo (o cuatro) entre hoy y el martes, anuncia que, en el revitalizado Luna Park, Andrés Ciro y sus compañeros Tavo Kupinksi, Piti Fernández, Mickie Rodríguez y Roger Cardero van por el título de banda número uno del rock argentino.

Compartir: 

Twitter
 

Los Piojos pueden romper este fin de semana su record de convocatoria para una serie de shows.
 
ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.