SOCIEDAD › LOS ESTUDIANTES SECUNDARIOS YA TOMAN 33 ESCUELAS Y HOY MARCHAN AL MINISTERIO PORTEÑO

Al décimo día, ratificaron la protesta

El reclamo es contra las reformas curriculares que, en el caso de las técnicas, contemplan recortes en materias específicas. Piden participar en el debate de los planes.

“Los estudiantes no nos congelamos: nos abrigamos con el agite y al calor de la lucha.” Con esa frase, los estudiantes de las 33 escuelas secundarias porteñas que están tomadas cerraron ayer la conferencia de prensa en la que anunciaron la continuidad de la medida de fuerza, que en algunos colegios ya lleva diez días, si el Ministerio de Educación de la Ciudad no responde a sus demandas. “Exigimos la participación de toda la comunidad educativa en jornadas mensuales, democráticas, vinculantes y resolutivas”, expresaron los representantes nucleados en la Coordinadora de Estudiantes de Base (CEB). También reclaman que se suspenda hasta 2014 la implementación de los nuevos programas que, en el caso de las escuelas técnicas, bajan el nivel académico. Hoy a las 15 marcharán hacia la cartera educativa porteña.

Desde antes de las 18 los estudiantes de todas las escuelas estaban en el hall de entrada de la escuela Mariano Moreno, en Balvanera. Ahí, minutos más tarde, parados en lo alto de la escalinata, tomaron el micrófono los representantes de esa escuela, la Nº 35, el Normal 1, el de Cerámica, el Cortázar y el Fader.

El documento que leyeron cuestiona el plan denominado Nueva Escuela Secundaria, que regirá en ocho escuelas técnicas a partir del 2013, y en el resto en 2014, para la homologación de títulos dispuesta por el Consejo Federal de Educación para todo el país. “Quien detenga el crecimiento de nuestra calidad educativa tendrá que escucharnos, hacerse presente y dar respuesta en el corto plazo”, manifestaron.

Según explicaron, antes de consensuar las tomas ante “el burdo desmantelamiento” que llegó a sus oídos a principios de año, realizaron diversas actividades para reclamar que fueran tenidos en cuenta: jornadas culturales, presentación de petitorios, movilizaciones fueron algunos de los métodos para llamar la atención de los funcionarios. Para Silvia –madre de un alumno y docente– la modificación que pretenden realizar “es un lavaje a la educación técnica”. Ella prefirió no identificarse: “Los docentes estamos en riesgo si nos pronunciamos individualmente”, dijo a este diario.

“Ahora vienen por nuestros contenidos educativos”, advirtieron los estudiantes. Ante la prensa, enumeraron medidas anteriores del gobierno porteño cuya consecuencia, sostienen, es el “deterioro de la educación pública”. Entre ellas, el intento de recorte de becas, en 2008; los problemas de infraestructura edilicia que, en 2010, derivaron en “estudiantazo” con 45 tomas, y la “subejecución” del presupuesto mientras se destinan subsidios a escuelas privadas.

Mario Gattafoni, docente jubilado, y Oscar Varela, de la Universidad Tecnológica Nacional, que se solidarizaron con los estudiantes, coincidieron en que “en el área educativa no hay quien pueda dar una respuesta porque no hay gente especializada” y propusieron convocar a especialistas del Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) “que tengan una idea avanzada en técnica”.

También fue cuestionado el caso de la Escuela Técnica Naval Nº 37, donde está en marcha un plan piloto desde 2011. “Hay errores de correlatividades y los contenidos bajan el nivel académico”, contaron Santiago y Mateo, dos estudiantes de esa institución.

Más temprano, estudiantes cortaron el tránsito en Santa Fe y Coronel Díaz con una bandera con la consigna “No al cambio curricular inconsulto”. Pablo, del Normal 10, denunció ante Página/12 que hubo “hostigamiento policial” ya que efectivos de la Policía Federal le pidieron su DNI y le dijeron que le abrirían una causa contravencional por el corte. Además, advirtieron que un efectivo de civil que no quiso identificarse les sacó fotos individuales.

En tanto, la cartera educativa porteña envió un comunicado en el que insiste con que “el diálogo debe darse a través de la vía jerárquica”. Aclaran que no recibirán a los estudiantes y que “el reclamo no tiene legitimidad”.

Al cierre de la conferencia de prensa, una voz anunció la adhesión de la escuela de Cerámica Nº 8: “Somos 33, seguimos en lucha”, festejó Sofía Devita, del Centro de Estudiantes del Fader. Estallaron aplausos.

Informe: Carla Perelló.

Compartir: 

Twitter
 

La Coordinadora de Estudiantes de Base dio una conferencia de prensa.
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.