SOCIEDAD › EL VATICANO NO QUIERE MATRIMONIOS DE CULTO MIXTO

No te casarás con musulmanes

En un documento, desaprueba las uniones religiosas mixtas “debido a resultados de amargas experiencias”. Tampoco admite que las iglesias sean utilizadas por fieles de otros cultos.

Las oleadas migratorias hacia Europa trajeron ya una respuesta tangencial del Vaticano. Mediante un documento presentado por el cardenal Stephen Fumio Hamao, desaconsejó los matrimonios entre católicos e inmigrantes no cristianos, aunque especialmente se refirió al culto musulmán. Además, se mostró opuesto a que las iglesias sean utilizadas por miembros de otras religiones.
El documento de 60 páginas elaborado por Fumio Hamao, presidente del Consejo Pontificio de la Pastoral para los Migrantes e Itinerantes, se titula “Erga migrantes Caritas Christi” (La caridad de Cristo hacia los emigrantes). Se trata de una guía de instrucción de cómo se deben comportar obispos, sacerdotes, religiosos y laicos católicos. En su punto más polémico, el Vaticano sostiene que no ve con buenos ojos el matrimonio de católicos con musulmanes “debido a los resultados de amargas experiencias”, señala el texto. En términos más generales, señala que desaconseja los matrimonios de cultos mixtos, aunque con “distintos grados de intensidad” según de qué religión se trate.
El Vaticano está convencido de que en las familias donde ambos cónyuges son católicos resulta más fácil compartir la misma fe con los hijos. Pone el grito en el cielo por los cada vez mayores flujos migratorios de musulmanes y advierte que hay que distinguir entre lo que se puede compartir y lo que no. Fumio Hamao pide en su texto a los católicos que si se casan con un musulmán se abstengan de pronunciar o de firmar documentos que contengan la “shahada”, la profesión de creencia musulmana.
El documento también se opone a que las iglesias católicas sean utilizadas por otros cultos. “No consideramos oportuno –dice el texto– que los espacios que pertenecen a los católicos se pongan a disposición de las personas con religiones no cristianas y mucho menos que sean usados para reivindicaciones dirigidas a las autoridades públicas.” Sí admite que se puedan compartir los espacios para actividades sociales.
El autor del documento dijo que el “Erga migrantes” es una respuesta eclesial a las actuales migraciones, un fenómeno que afecta a alrededor de 200 millones de personas obligadas a abandonar sus lugares de origen debido a las guerras, xenofobias o globalización. Y que en los lugares donde son recibidos son también el centro de los reclamos xenófobos.
El “Erga migrantes” fue presentado pocos días después de que el Vaticano rechazara que la catedral de Córdoba, la famosa mezquita en España, sea usada por los musulmanes. La decisión y luego el texto parecen una respuesta a las dificultades del Vaticano por abrir una iglesia en Riad, Arabia Saudita. Ayer, al presentar el documento, el cardenal Fumio Hamao dijo: “Tenemos que tener paciencia si no podemos tener una iglesia en Riad (Arabia Saudí) u otra ciudad árabe. En los países occidentales sí hay iglesias junto a mezquitas y éste es un modelo social mejor”. “Piénsese en los numerosos emigrantes cristianos –agregó– que se hallan en países donde la mayoría de la población no es cristiana y el derecho a la libertad religiosa se ve seriamente limitado y atropellado.”

Compartir: 

Twitter
 

La autoridad papal dice que dos cónyuges católicos pueden compartir mejor la fe con sus hijos.
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.