las12

Viernes, 6 de agosto de 2010

TEATRO

La más fuerte

La dramaturga y directora María Isabel Bosch, nieta del reconocido autor dominicano, presenta el unipersonal inspirado en el cuento “La mujer”, escrito por su abuelo durante su exilio.

 Por Sonia Jaroslavsky

“Si me matan...
Yo sacaré mis brazos de la tumba
y seré más fuerte.”

Minerva Mirabal

En el pequeño espacio escénico apenas se distingue un bulto que empieza a moverse y realiza formas circulares en el suelo. Sube la luz lentamente y se descubre a una mujer: marchita, vieja, golpeada. El unipersonal, interpretado por Verónica Belloni, describe con las palabras de Bosch a una familia que vive en un lugar despoblado y sin recursos. La mujer es culpada y golpeada por su marido de cometer una falta vinculada a su condición de madre: “Todo fue porque la mujer no vendió la leche de cabra, como él se lo mandara; al volver de las lomas, cuatro días después, no halló el dinero”.

“La mujer” es un cuento con el que Bosch abuelo se hace reconocido en el medio literario hispanoamericano en la década del ’30. Bosch nieta cuenta que la razón que la llevó a trabajar con este material es la historia de esta mujer: “La situación que se presenta podría ‘parecer’ sumamente natural a los ojos de cualquiera que vea el espectáculo, dado que es un hecho que se asimila con una frecuencia escalofriante en las sociedades de todos los países del planeta; en nuestro continente, en mi país, en la Argentina, sobre todo en los sectores rurales. Todos los días aparecen en los periódicos historias llamadas ‘pasionales’ en las cuales un hombre mató a una mujer, aduciendo a cuestiones de celos o de amores despechados. De manera que nuestra mente se va formando en la idea de que este hecho tan violento es algo dado, que tiene que ser así porque siempre ha sido así: se nos inculca que siempre ha ocurrido que los hombres golpeen a las mujeres, a veces hasta la muerte. El abuso a las mujeres está presente en todo el mundo de manera más o menos visible. Y mi país –Dominicana– no es ajeno a esta realidad. Como dato significativo recordemos que el Día Internacional de la No Violencia Contra la Mujer (25 de noviembre) está inspirado en la matanza de las hermanas Mirabal, tres mujeres que murieron golpeadas por razones políticas bajo la tiranía de Trujillo”.

La mujer, ahora erguida mira al frente, penetrante, buscando la mirada de los espectadores. Así lo integra a la tragedia como un confidente. La directora realiza una dramaturgia actoral que parte del cuerpo de la intérprete. El cuerpo acompaña la oralidad que la historia propone o la acción es narrada y encarnada en distintos planos: las acciones corporales a veces ilustran lo que se describe y otras veces lo niegan. El clima rural y poético se potencia con los sonidos rurales del noroeste argentino: vidalas recopiladas por Leda Valladares como “Sale el sol, sale la luna”, “Si se acordara” y “No tengo noches dichosas”. El espacio y el juego corporal abordan el círculo como símbolo, cuenta la directora María Isabel Bosch, a propósito de la puesta en escena: “Las relaciones violentas conforman un círculo vicioso y, por otra parte, en nuestra propuesta estética, nos gusta remarcar el fascinante componente ritual del teatro”.

María Isabel Bosch y su grupo Tibai teatro, fiel a sus principios de denuncia, partirán a una serie de festivales que abordarán la reflexión sobre las mujeres y la escena teatral. En septiembre, partirán a Bogotá al Festival de Mujeres en Escena 2010. Un encuentro que se realiza desde hace 19 años y está organizado por la Corporación Colombiana de Teatro dirigida por Patricia Ariza. Allí, se convoca siempre al movimiento de mujeres artistas y a un número significativo de grupos internacionales. En enero, llegarán a Cuba para participar del III Encuentro Internacional de Mujeres en Teatro Magdalena Sin Fronteras. La directora explica entusiasmada: “En estos festivales internacionales de mujeres se reúnen directoras y actrices del teatro contemporáneo para compartir, confrontar y debatir sobre espectáculos y presentar muestras de trabajos, conferencias y talleres que propicien un diálogo y un espacio para que se haga efectiva la voz de las mujeres que en todas partes del mundo tejen una historia con su trabajo y luchas reivindicatorias”.

La mujer. Domingos a las 19. Teatro Silencio de Negras. Luis Sáenz Peña 663. Reservas: 4381-1445. $25 (Est. y jub. $ 15)

Compartir: 

Twitter
 

 
LAS12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.