libero

Lunes, 15 de abril de 2013

FúTBOL › RIVER SE QUEDó CON LAS GANAS DE VENCER A ARSENAL Y DE SEGUIR PRENDIDO

No pesaron ni la camiseta ni la ambición

El gol de Funes Mori, el primero del delantero después de una rueda, no alcanzó para el triunfo. Esta vez le faltó la convicción y la serenidad que había mostrado contra Racing. Ahora, la ventaja de Lanús se estiró a cuatro puntos.

 Por Adrián De Benedictis

Un paso atrás. El casillero marcó un retroceso en su rendimiento, y River perdió terreno en su aspiración de consolidarse como candidato a ganar el título. A diferencia de lo que ofreció una semana atrás ante Racing, el equipo no tuvo la convicción y la serenidad suficiente para superar a Arsenal, que sigue en el grupo de protagonistas y consiguió lo que pretendía: no perder en el estadio Monumental antes de definir su continuidad en la Copa Libertadores.

El regreso de Leonardo Ponzio desde el inicio presuponía un escenario positivo para River, debido a que el volante suele ser un componente fundamental. Pero esta vez no influyó como habitualmente lo hace, y encima tuvo que dejar la cancha a los 37 minutos, por un desgarro en el aductor izquierdo. Sánchez ocupó su lugar, como en Avellaneda, pero River no pudo adueñarse de manera total de esa zona de la cancha.

La diferencia que encontró el local ayer, respecto de lo que le propuso Racing, fue un adversario ordenado en la última línea. El técnico Gustavo Alfaro ubicó cuatro hombres en ese sector, y sólo cuando quedaron desacomodados en una acción en ataque, River consiguió el empate a través de Funes Mori. El delantero –que no convertía desde la novena fecha del torneo anterior– definió con un toque suave por arriba del arquero, luego de una habilitación precisa de Rojas.

River pareció animarse un poco más después del gol, sobre todo por el impulso que recibía desde afuera, pero su caudal futbolístico no le permitía desequilibrar ante los de Sarandí, quienes son especialistas en aprovechar la desesperación del rival. Arsenal no se apuraba para poner la pelota en movimiento, y cuando lo hacía la trasladaba con criterio. Carbonero era el que se mostraba como salida por la derecha, y con la colaboración de Damián Pérez por el otro lado, desbordaban por los costados y desorientaban a los defensores locales.

Con esa fórmula se pusieron en ventaja. Pérez se fue hasta el fondo, enganchó dos veces ante Abecasis, lanzó la pelota al área y Benedetto convirtió casi debajo del arco, ante la sorpresa de Barovero. River tuvo oportunidades aisladas para marcar el segundo, pero Campestrini se exigió al máximo para prevalecer ante Funes Mori y también frente a Luna.

La intención que mostraron los entrenadores fue de ir en busca de la victoria, a partir de las modificaciones que decidieron. Mora e Iturbe intentaron darle más dinamismo al ataque local, pero pocas veces lo pudieron concretar. Furch y Rolle buscaron lo mismo desde el otro lado, y tampoco lo lograron. El que estuvo muy cerca de convertir para Arsenal fue nuevamente Benedetto, pero se confió demasiado en el toque final y la pelota pegó en la parte exterior de la red.

La disconformidad fue toda de River. No sólo porque cedió puntos ante los triunfos de Lanús y Newell’s sino porque su nivel no pudo ser sostenido siete días más tarde, y los interrogantes empiezan a aparecer mirando hacia el futuro. Ese futuro que encuentra a Boca dentro de tres semanas, como parada determinante.


Estadio: River.

Arbitro: Fernando Rapallini.

Goles: 13m Benedetto (A); 18m Funes Mori (R).

Cambios: 37m C. Sánchez (5) por Ponzio (R), 61m Mora por Luna e Iturbe por Lanzini (R), 62m Rolle por Casais y Furch por M. González (A), 69m Ortiz por Espinoza (A).

Compartir: 

Twitter
 

Funes Mori tira por encima de la cabeza de Campestrini para anotar el empate de River.
Imagen: Julio Martín Mancini
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.