libero

Lunes, 1 de agosto de 2005

CON GOL DE CALVO, BOCA LE GANO 1-0 AL AJAX EN AMSTERDAM

Busca equipo, logra resultados

Con Diego Maradona en el banco, sentadito al lado de Alfio Basile, el equipo argentino logró en el cierre la mejor victoria de su gira ante los holandeses.

Boca le ganó al Ajax de Holanda por 1-0, en el estadio Amsterdam Arena, y consiguió su triunfo más resonante en el cierre de una gira de seis encuentros amistosos que se había iniciado hace un par de semanas en el continente asiático. El marcador lateral José María Calvo, a los 41 minutos del primer tiempo, marcó el gol del triunfo en el encuentro celebrado por el Torneo Internacional de Amsterdam, que se adjudicó Arsenal, de Inglaterra, tras ganarle previamente 2-1 al Porto, de Portugal.

Boca terminó la competencia en el tercer puesto y el balance de su gira por Corea y Holanda arrojó tres triunfos (Sundowns de Sudáfrica, Seúl FC y Ajax), dos empates (Tottenham Hotspur de Inglaterra y Real Sociedad de España) y una derrota (Porto de Portugal). De todas formas, independientemente del saldo positivo en los resultados, no quedó ningún indicio para pensar que el entrenador Alfio Basile haya encontrado el equipo titular para su debut oficial en el torneo Apertura, el próximo fin de semana ante Gimnasia de Jujuy.

La victoria ante Ajax fue presenciada desde el banco de suplentes por el flamante vicepresidente del Departamento de Fútbol Profesional, Diego Maradona, quien vestido con una remera con los colores del club y visceral como siempre, dio indicaciones y se acercó a la línea de cal como lo hacen los entrenadores.

Repuesto de la floja performance ante Porto, Boca se despidió con una actuación a la que no le sobró belleza, pero que alcanzó para provocar cierta sensación de conformidad. El partido tuvo un nivel futbolístico mediocre, pero los argentinos fueron más ordenados y aprovecharon una de las pocas situaciones que dispusieron para redondear una victoria que podría considerarse merecida.

Entre los aspectos más positivos para Boca se rescató la solidez de la dupla central Matías Silvestre-Daniel Díaz, la prolijidad de Fernando Gago para administrar la pelota en la mitad de la cancha y la inquietante movilidad de Rodrigo Palacio por todo el ataque. Lo negativo en el enfrentamiento contra los holandeses fue la imposibilidad de sostener el dominio del partido, el aislamiento de Bilos en el costado izquierdo y la escasa participación de Guillermo Marino. Ajax fue dominador durante la mayor parte del encuentro, contó con algunas posibilidades de gol más que su rival, pero nunca abandonó el perfil de equipo inofensivo, con un toqueteo prolijo aunque poco efectivo en las adyacencias del área de Boca.

Un disparo de Sneijder a los 5 minutos y otro del griego Charisteas que Abbondanzieri despejó con su pierna izquierda a los 30m, fueron las ocasiones más claras de los holandeses en la parte inicial.

En esa etapa, Boca no había llegado con peligro hasta que a los 41 minutos acertó en la red: Calvo penetró en diagonal desde el costado derecho, tiró una pared con Bilos, recibió en la entrada al área chica y con la frialdad de un delantero metió un toque sutil ante la salida del arquero.

En el segundo tiempo, el partido estuvo detenido algunos minutos por un triple choque entre Stekelenburg, Trabelsi y Palacio. Luego de la interrupción, Ajax continuó en la búsqueda de la igualdad, pero Boca no le dio margen para lograrla porque renovó la mayor parte de su formación sin perder el ordenamiento y festejó la última victoria antes de regresar a Buenos Aires.

La gira les dejó a los dirigentes la plata que había ido a buscar mientras Basile sigue sin encontrar un equipo.

Compartir: 

Twitter
 

Calvo, el autor del unico gol de Boca, lucha por la pelota.
AFP
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.