libero

Lunes, 25 de enero de 2010

EL RESPONSABLE DEL NUEVO PROYECTO COMUNICATIVO DE LA ENTIDAD

“Tratamos desde la AFA de que el Gobierno recupere el dinero”

Horacio Alberto Gennari, la cara visible de AFA TV, asegura que Fútbol para Todos le permitirá al Estado volver a contar con los 600 millones que invirtió. Pero pronostica que, para tener fútbol por TV en alta definición, los hinchas tendrán que pagar.

 Por Gustavo Veiga

A la cuarta diapositiva, Julio Grondona lo interrumpió: “No sigas más. Ya sé todo...”. Los dos estaban reunidos en el departamento del presidente en Puerto Madero para ver el proyecto a solas. Aquel día de septiembre de 2009, la presentación en Power Point de Horacio Alberto Gennari no llegó a las treinta o cuarenta imágenes que había preparado. AFA TV o, lo que es más, la ambiciosa idea de Ciudad AFA, prendió enseguida en el dirigente que acababa de rescindir el 11 de agosto un contrato clave de derechos televisivos. “Yo creo que tuve la habilidad de leerle la cabeza a un líder”, dice ahora el licenciado en Comercialización y propietario de la consultora Business Bureau, sentado en una sala del amplio loft donde funciona su empresa. Desde allí paladea lo que define como “el principal legado que la Asociación del Fútbol Argentino podría dejar hacia las generaciones futuras”. De qué se trata, lo explica en esta entrevista.

–¿Qué significa AFA TV?

–A ver, una institución como la AFA se merece desde hace tiempo un espacio de comunicación que pueda transmitirle cosas a la sociedad, no solamente los partidos de la máxima categoría, aunque éstos no entran en análisis porque están dentro del contrato con el Gobierno. Cuando uno se pone a investigar lo que es el fútbol, lo que representa, los 4200 clubes que están detrás de la AFA, es evidente que se necesita un medio de comunicación. Si antes no se dio, yo podría estar analizando ahora por qué causas. Pero no me importa tanto, quiero pensar hacia el futuro.

–¿Por qué no se dio, para usted?

–¿Por qué no se dio? Puedo presuponer algunas cosas. Quizá la falta de conocimientos de los dirigentes sobre la mecánica de los medios de comunicación, sobre todo la televisión paga, la televisión por cable, donde está el gran negocio. Segundo, me parece que el foco, el e-business del contrato anterior entre la AFA y TSC más Torneos, evidentemente eran los diez partidos de fútbol. Entonces, a lo mejor no se pensó por eso, por cuestiones que no me competen a mí. Aunque pudo haber espacio para más.

–Esa es una explicación: no lo vieron los dirigentes. ¿Pero cualquier proyecto era cautivo de un contrato que ponía trabas, que disciplinaba?

–(Piensa.) Probablemente, probablemente.

–Un canal de la AFA, con el contrato anterior, ¿hubiese sido posible?

–No conozco bien los detalles, la letra del contrato que existía, pero no sé si dejaba resquicios para tener un canal de comunicación propio. Probablemente sí, porque creo que estaban cedidos los derechos de los partidos. Pero faltaba la visión como para impulsarlo. El tema es que ahora nos decidimos.

–¿Puede explicar un poco más en qué va a consistir AFA TV?

–Será un espacio comunicacional en un mundo más visual, aunque queremos tener un órgano impreso, queremos editar la típica revista... Sé que el mundo va inevitablemente hacia lo multimedia. Pensamos en un canal de televisión, en Internet, donde los clubes –y no solamente los veinte de Primera, también los demás– tengan su lugar para expresar qué ocurre en ellos. Yo presencié en la Asociación del Fútbol Argentino cosas que me movilizan mucho. Cuando escucho a la gente contar con orgullo que acaba de pintar los vestuarios de un club no encumbrado sino todo lo contrario, como argentino me emociona. Usted me dirá: ¿da eso para un canal de televisión? Depende del talento de quien lo haga y dirija. Haremos un multimedio pequeño, pero con contenidos fuertes. Como todo contenido que tiene que ver con la pasión.

–¿El canal será el eje del proyecto multimedia?

–Estamos hablando de que será la gran inversión. También tendrá una radio. Es la tendencia de los próximos años. Se va a escuchar más por Internet. Tengo que pedir la licencia oficial en el Comfer para una AM o una FM. Con el canal no necesito autorización sino inscribirme como canal de cable. Hay que cumplimentar una resolución, llenar un formulario y entregarlo por ventanilla. Como el canal todavía no está funcionando, no hicimos la planilla. El canal de cable no necesita el permiso, sí lo necesito para hacer uso del espacio radioeléctrico.

–¿Le preocupan ciertas zozobras jurídicas, porque hay amenazas de demandas, de contrademandas entre la AFA y TSC, la empresa a la que le rescindieron el contrato?

–Queremos avanzar con la ley. Se han pedido los terrenos de Ezeiza, que tengo entendido son de la Secretaría de Deporte. La AFA quiere hacer todo en el marco de la ley y no pondrá el primer ladrillo hasta que se firmen los acuerdos de extensión del predio. Se está trabajando legalmente en una cesión que no es definitiva, porque hay algo que lo impide. Pero sí una cesión lo suficientemente generosa, por ejemplo, de cuarenta años. Antes de que esto termine en un shopping o en un barrio privado, puedo hacer un centro de comunicación, de alto rendimiento, de capacitación, y que favorezca a todo el deporte argentino.

–Usted integra el Comité de Coordinación de Gestión del Programa Fútbol para Todos. ¿Qué opina sobre las transmisiones de fútbol desde que se rescindió el contrato de TV?

–Tengo que dar mi punto de vista desde cómo partieron. Si no, sería injusto. Esto se hizo de una forma muy ligera, en pocos días, o semanas. Me consta, porque conozco a quienes tomaron a cargo la parte técnica que utilizó Canal 7 en las dos o tres primeras fechas. Luego, el Estado hizo una suerte de adjudicación a unas productoras. Entonces, como me pide una evaluación técnica, yo respondo que fue una mejora constante y sé de los esfuerzos que están haciendo para que en este Clausura que comienza el viernes, se trabaje con las mejores técnicas. Hay una obsesión para incorporar el famoso Telebeam, con cámaras de última generación. No es un canal montado como TyC Sports, hubo que hacerlo sobre la marcha.

–Las transmisiones de TyC eran consideradas vanguardistas, de las mejores en el mundo. ¿Y ahora qué espera de ellas?

–Estamos viendo una imagen no tan buena. La señal de los partidos se sube con 9 megas de capacidad, cuando antes Torneos y Competencias las subía con 18 megas. El tema técnico y porque no son 18 y sí 9 –porque Torneos lo subía con más capacidad satelital y lo ves en tu casa un poco degradado– también influye. La realidad es que por fuera de la tecnología y de todo lo que hay que trabajar, 10 millones de hogares en la Argentina tienen una penetración del 99,02.

–¿Y cuántos veían antes el fútbol?

–Cinco o seis millones. Se veían cinco partidos por cable, cinco por el codificado y Fútbol de Primera, que en algún lugar lo extraño, con la pizza como parte de la ceremonia (ver página 8).

–Una de las críticas centrales que recibió el Programa Fútbol para Todos es al aumento en los costos de las transmisiones televisivas. ¿Está de acuerdo?

–Yo diría que investiguen en profundidad. Porque son un poco ligeros los números que vi publicados en ciertos medios. Pareciera que el costeo está tomado como costeo directo en una hora cámara. En realidad está faltando sumarle todos los costos fijos que estaban hacia el interior de la empresa anterior. Obviamente que esos artículos los devoré, los analicé, los hice analizar, pero nos equivocamos seriamente si pensamos simplemente cuánto cobró fulano de tal la hora cámara, la hora hombre. Los costos son mucho más complejos. Por favor, que se investiguen a fondo a todos los actores, de antes y de ahora. Antes había toda una estructura que contrataba a distintos proveedores que le daban los camiones de exteriores o la técnica, lo que fuere. Ahora no existe eso, existe por un lado la productora La Corte, que es la que hace la subida satelital, y la parte técnica en la calle, que corre por cuenta de la empresa de la familia Nieto, subcontratada por Torneos desde hace años. Es muy ligero decir que antes un partido televisado costaba 30 mil o 40 mil pesos. ¿Por qué? ¿Y los gastos fijos que había antes?

–La AFA, de cualquier modo, evita riesgos porque no invierte. El problema en todo caso lo tiene el Gobierno si no consigue interesar a canales privados en el negocio del fútbol televisado.

–Su pregunta es pertinente. Nos interesa que el doctor Aníbal Fernández y el licenciado Gabriel Mariotto sepan que tienen todo nuestro apoyo. Les hemos acercado alternativas, ideas, escenarios distintos. Pero el Estado no es una empresa privada. Trato desde mi puesto, desde la AFA, de que el Gobierno recupere el dinero y sé que se trabaja fuertemente tanto en la Jefatura de Gabinete como en el Comfer con los pliegos y las licitaciones. Y cuando nos llaman, salgo volando a Balcarce 50 o a Suipacha al 700.

–¿Cree que el contrato le permitirá al Estado recuperar la inversión que está realizando?

–Totalmente. Pero no sólo con la publicidad, porque con publicidad no va a poder recuperarla. Por lo menos hoy no están dadas las condiciones. Aunque, con ese contrato, el recupero por parte del Estado es viable. Quizá le lleve un tiempo, pero lo va a lograr. El fútbol tiene recursos. En ese contexto, los 600 millones son recuperables. Pero no solamente 600 millones. Porque se viene en un año más, después del Mundial, la high definition. Y eso la gente va a tener que pagarlo aparte.

Compartir: 

Twitter
 

“El fútbol tiene recursos, por eso el Estado va a recuperar su inversión, aunque quizá le lleve un tiempo.”
Imagen: Alejandro Leiva
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.