SANTA FE › AGUAS RECLAMO A OBEID LA RESCISION CONTRACTUAL

En dos meses nos vamos, ¿eh?

El director general de Aguas Provinciales de Santa Fe, Alberto Gregorini, le envió una nueva nota al gobernador Jorge Obeid emplazándolo a que resuelva cuánto antes la forma en que se concretará la rescisión contractual. El máximo responsable de la empresa confirmó en la misiva la decisión irrevocable del grupo de no seguir prestando el servicio más allá del 25 de noviembre próximo, alternativa que la concesionaria considera se ajusta a lo estipulado en el contrato pese a la negativa expresada desde la Casa Gris. En ese sentido, el directivo de Aguas responsabilizó al gobierno provincial por eventuales dilaciones.

"La negativa a recibir los bienes y el servicio constituiría una nueva violación del marco regulatorio y contractual y convertiría a Aguas Provinciales de Santa Fe en una suerte de rehén, obligándola a continuar con una prestación que -en la situación económica en que la propia provincia la ha colocado- no resulta viable. Ello implica imponerle nuevas pérdidas, conduciéndola a una situación de falencia con severa afectación de su funcionamiento", dice el texto remitido al despacho del gobernador. La nota -con fecha jueves 29 de setiembre- contiene un resumen de todas las actuaciones administrativas efectuadas desde que a fines de mayo Aguas anunció su decisión de dar por rescindido el contrato de concesión. Al respecto menciona las respuestas emitidas por distintas reparticiones provinciales a través de las cuales se rechaza la resición unilateral.

"La necesidad de una pronta respuesta resulta evidente, teniendo en cuenta que el plazo está promediando y que un obrar ordenado facilitará el ejercicio de los derechos de ambas partes contratantes y favorecerá el interés público comprometido", advierte Gregorini antes de amenazar con incluir nuevas demandas contra la provincia por las demoras en la efectivización de la ruptura contractual.

De inmediato el ministro de Asuntos Hídricos, Alberto Joaquín salió al cruce de estas afirmaciones. "El Estado provincial está absolutamente preparado para manejar la empresa si esto ocurriera, pero no estoy tan seguro que ocurra como lo plantea la empresa. Hay un contrato de concesión al cual las partes se tienen que atener y no creo que se tan fácil esto de decir me voy tal día y tirar la llave arriba de la mesa", dijo el funcionario provincial en diálogo con Radio Dos.

Según Joaquín "hay varias alternativas jurídicas. Si la rescisión es por pedido de Aguas se hace el trámite correspondiente que prevé el contrato, si la provincia lo rechaza, Aguas tendría que concurrir a la justicia y entregarle las llaves al juez correspondiente de la empresa y hay una tercera posibilidad que es que la provincia rescinda el contrato por los manifiestos incumplimientos que ha hecho la empresa del mismo".

Luego el titular del Ministerio de Asuntos Hídricos reiteró que no habrá mayores inconvenientes en el servicio de agua potable y cloacas en los 15 municipios concesionados si la provincia se hace cargo del sistema. "Si se habla del sistema energético reconozco que es un tema complejo, que necesita de una gran ingeniería. Pero para la provisión de agua potable es tomar el recurso del río Paraná y purificarlo, no habrá mayores inconvenientes", prometió el ministro.

Para Joaquín el servicio brindado por Aguas en diez años de concesión "no fue malo. Lo que sí hubo fueron varios incumplimientos contractuales de parte de la empresa en materia de obras e inversiones".

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.