SANTA FE › HAY MALESTAR EN LA UCR CON JOSE CORRAL, TITULAR DEL COMITE NACIONAL.

Si se dobla tanto se va a romper

Desde distintos sectores que componen el radicalismo provincial critican al intendente santafesino. Le reprochan que no escucha al partido y toma decisiones inconsultas, como pegarse tanto al frente Cambiemos con afán electoral personal.

 Por Pablo Fornero

El intendente de Santa Fe, José Corral, se convirtió en poco tiempo en un actor estelar del frente Cambiemos. Como presidente del Comité Nacional de la UCR y líder de un reconocido Ejecutivo, logró sentarse varias veces a la mesa del presidente Mauricio Macri y otros integrantes del gabinete nacional. Pero el camino de rosas rojas y amarillas que construyó se encontró en las últimas horas con las primeras espinas. Los roces, llamativamente, no nacieron de una rama socialista, socio principal del radicalismo en el Frente Progresista provincial, sino desde el propio partido centenario, desde dónde le reprocharon a Corral "que no escucha a todos los actores" y toma determinaciones "sin consultar al partido".

Rosario/12 recabó el testimonio de tres legisladores radicales disgustados con la conducción que propone Corral a nivel nacional, pero también con la que lidera el diputado nacional Mario Barletta desde el Comité provincial. Julián Galdeano fue el más duro. Referente del sector MAR e integrante de la mesa Cambiemos en Santa Fe, el diputado entiende que "si uno exagera las posiciones, lo único que va a conseguir es una ruptura". Por ese motivo, les sugirió al ex y al actual intendente de la ciudad capital que "tienen que tener más cuidado que cualquier otro" porque conducen el partido.

Galdeano reprochó el "apresuramiento" del santafesino, ya que "no se escucha a todos los actores". No solo eso, el diputado sostuvo que los líderes de la rama Universidad "no contemplan que (el partido) esté abierto a espacios de debate, cuando se supone que representan al conjunto". Ante el riesgo de que los movimientos de Corral perjudiquen el futuro del Frente Progresista, el diputado provincial pidió "focalizarse exclusivamente en la gestión", tanto la provincial como la nacional. Caso contrario, "el que piensa en el escenario electoral comete un gravísimo error".

El ex vicegobernador Henn nunca se abrazó al acuerdo entre la UCR y el PRO. No le sorprende el comportamiento de Corral y Barletta y recuerda que "no se puede ser de Independiente y Central o de Racing y de Ñuls". El ahora diputado reafirmó que tiene una "profunda pertenencia al Frente" y ocupa sus días a contener "a la mayor cantidad de sectores" de la construcción política santafesina. "Ellos se sienten cercanos con lo que viene construyendo el gobierno nacional, a mí no me van a encontrar de ese lado, nosotros vamos a apoyar medidas que le devuelvan a la política o al Estado su poder transformador", cerró Henn.

Más medido, pero igual de atento a los movimientos de los conductores, el senador Rodrigo Borla se reconoció ante todo como "radical, dentro del Frente Progresista". El legislador por el departamento San Justo habló de una "relación institucional" con Corral, pero afirmó que su "prioridad" es sostener una relación fluida con el gobernador Miguel Lifschitz y el Frente. El dirigente del espacio NEO consideró que "hasta el momento no ha habido mayores coletazos" dentro del radicalismo ante las disímiles posturas en provincia y nación.

Pese a ser muy cuidadoso con sus dichos, Borla se permitió un "puede ser que haya un planteo de ese tipo del sector de Corral y Barletta", en relación al objetivo de mudar todo el radicalismo santafesino a la estructura de Cambiemos. Pero el senador rechazó el plan y repitió que su "prioridad" es el Frente, ya que se encuentra "convencido" de que si en la elección legislativa de 2017 o en la ejecutiva de 2019 se emplea "una estrategia separada" (una lista del Frente y otra de Cambiemos) todo será "un negocio para el justicialismo".

Corral avanza a toda marcha en su objetivo de ser candidato a gobernador de Cambiemos en 2019. Desde el socialismo ya lo miraban con recelo. "Va a volver en chancletas", le confió a este medio un encumbrado dirigente del PS que no le ve futuro a la alianza entre radicales y macristas. Ahora, a poco más 90 días del nuevo gobierno, las esquirlas partieron desde su propio partido.

Compartir: 

Twitter
 

El intendente santafesino juega fuerte en el frente con el macrismo y paga costo interno.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.