SANTA FE › CRITICAS DEL PS A LA SITUACION FISCAL PROVINCIAL

Los números, bajo la lupa

Para el referente económico del Frente Progresista, el año
próximo quien gobierne la provincia tendrá dificultades en lo
financiero por los compromisos asumidos por la actual gestión.

 Por Guillermo Zysman

En sintonía con lo planteado días atrás por la Fundación Apertura, Angel Sciara, referente económico de Hermes Binner pronosticó que el escenario fiscal para Santa Fe en el 2008 "asoma como muy complicado". El secretario de Hacienda durante la gestión de Binner al frente de la municipalidad de Rosario ﷓que además suena fuerte para ocupar el mismo cargo a nivel provincial si el Frente Progresista gana las elecciones en dos semanas﷓ arriesgó que para el próximo año "analizando las tendencias, el superávit fiscal se reducirá notablemente hasta llegar a un resultado financiero neutro o deficitario". Para Sciara, a tal situación se llegará por una serie de factores "entre ellos, pretender anunciar obras en seis meses que no se hicieron en 24 años, el premio a los trabajadores que no hacen huelga y la baja fiscalización de la elevada evasión tributaria que hay en la provincia". Pese a ello, el actual encargado de monitorear el destino de los créditos que el BID le entregó a Rosario, negó que el socialismo, de llegar a la Casa Gris, esté pensando en aumentar los impuestos. "No descartamos una reforma tributaria más integral para el mediano plazo que corrija algunas asimetrías existentes", aclaró.

La semana que pasó, Esteban Hernández, responsable de la Fundación Apertura, planteó reparos a la situación fiscal de Santa Fe para el futuro inmediato. "La situación fiscal expone varios graves problemas que a corto plazo pueden comprometer las cuentas y llevarla al déficit para 2008. Es que además de avanzar con el blanqueo salarial de los trabajadores públicos, que si lo hace consumirá 500 millones de pesos al año, la creciente necesidad de subsidios a Aguas Santafesinas, que este año es de 80 millones, pero si se quieren hacer todas las obras serán de 300 millones y la EPE, llevaría en el 2008 a entrar en un importantísimo déficit", alertó al portal Punto Biz.

"En líneas generales compartimos el diagnóstico de la Fundación Apertura", respondió Sciara ante la consulta de Rosario/12 para después agregar: "En base a la información que el gobierno provincial publica en Internet, analizando las tendencias, el escenario para el 2008 es realmente preocupante, asoma muy complicado".

"Desde el 2003 ﷓continuó﷓ cuando arrancó la bonanza económica comparando lo presupuestado y lo efectivamente ejecutado notamos una disminución muy notoria del superávit tan destacado. Pasamos del 21 por ciento en el 2004 al 11 en el 2005 y al 3 por ciento proyectado para este 2007, porcentaje que estimamos se reducirá hasta llegar a resultado neutro o bien deficitario, teniendo en cuenta los blanqueos salariales anunciados, el premio de 300 pesos y las obras en licitación".

Según Sciara "lo más cuestionable es quizás que, a una estructura de por sí rígida como son los presupuestos públicos al agregarle la actual administración muchos compromisos para obras que recién se ejecutarán con el nuevo gobierno, el próximo gobernador tendrá poco margen de maniobra en materia presupuestaria. Si en 6 meses se pretenden anunciar obras que no se hicieron en 24 años se compromete la próxima gestión de gobierno".

Sciara fue más allá al señalar que "la provincia sigue siendo vulnerable, por un lado porque su nivel de recaudación está muy condicionada por los ciclos económicos y por otra parte porque no ha logrado revertir su dependencia para con la Nación. Actualmente de la masa de recursos que cuenta Santa Fe, el 60 por ciento provienen de la coparticipación federal y el 40 restante son propios, cuando lo ideal es al menos tener la misma proporción".

- En caso de llegar al gobierno, ¿el Frente Progresista tiene pensado cambiar la estructura impositiva de la provincia?

- La estructura tributaria de Santa Fe no es la mejor. A mediano plazo proyectamos modificarla, no aumentando las alícuotas pero sí teniendo en cuenta la capacidad contributiva. Es insólito que una provincia como Santa Fe con las dimensiones que tiene recaude en concepto de impuesto inmobiliario rural sólo 40 millones de pesos al año. Hay que avanzar en la descentralización tributaria, transfiriendo más potestades a los municipios y mejorar la fiscalización porque los niveles de evasión son muy elevados. A punto tal que, según nos informaron, en uno de los últimos relevamientos catastrales las mejoras no declaradas en toda la provincia eran similares a toda la edificación de Rosario. También pensamos que hay que avanzar hacia un sistema de simplificación al estilo del monotributo para el impuesto a los Ingresos Brutos.

- El gobierno de Obeid remarca permanentemente que realiza obras y paga aumentos salariales sin aumentar ningún impuesto.

- Lo escuché. En parte esto se debe a que seguramente evaluaron el alto costo político de hacerlo y el relativo impacto que tendría para las arcas provinciales ya que por ejemplo en el caso del impuesto a la patente automotor, el 90 por ciento de lo recaudado va a municipios y comunnas. Con el impuesto inmobiliario urbano ocurre algo similar ya que el 50 por ciento va a las localidades del interior.

Compartir: 

Twitter
 

Angel Sciara junto a Hermes Binner, semanas atrás en la inauguarción del nuevo Heca. El ex secretario de Hacienda municipal ocuparía el cargo en la provincia si Binner gana.
Imagen: Alberto Gentilcore
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.