CORREO

La tierra de Nod

"Y Caín mató brutalmente a su hermano Abel y se fue a morar a la tierra de Nod al Este del Edén". El enfrentamiento entre los fundamentalismos religiosos ha desatado nuevamente su ira poniendo en peligro extremo a la humanidad, en una nueva versión de la Edad Media en pleno siglo XXI. Por un lado el fundamentalismo protestante estadounidense movimiento creado por Martín Lutero el cuál sostiene que no es pecado comerciar, efectuar créditos con interés (usura), codiciar los bienes ajenos, liderado en estos momentos por Bush cuya nación EE.UU. ha pasado de ser república a imperio y potencia militar. La iglesia católica que con el papa Ratzinger Benedicto XVI ha abandonado a los sectores progresistas y humanistas de la misma dando un preocupante giro hacia el Opus Dei sector cuya misión está destinada a manejar la justicia a nivel mundial, administrar grandes corporaciones bancarias y financieras y sus miembros obtener contratos para las obras de ingeniería mas grandes del planeta. Los fanáticos fundamentalistas del Islam que tienen como base la unión de la política con la religión y cuyo misión es la guerra santa para aniquilar a los infieles. El judaísmo que nunca cuestionó la acumulación de la riqueza, porque es más fácil que un camello pase por el ojo de una aguja a que un rico entre al reino de los cielos. Como se puede apreciar, los términos Dios, Jehová, Alá... parecen palabras inventadas por el hombre para: en sus nombres, aniquilarse mutuamente.

Ricardo Carreño

DNI 4283845

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.