PSICOLOGíA › LA IMPORTANCIA DE LOS GRUPOS Y DE LO GRUPAL

Una experiencia que nos modifica

 Por Analía Buzaglio*

Existe una gran gama de experiencias que nos pueden acercar a lo grupal, desde el inicio de nuestras vidas ﷓en el grupo primario que es la familia﷓ hasta la participación en diferentes grupos secundarios, ya sean estos laborales, recreativos o de militancia política.

Sin duda, de la experiencia grupal no salimos como entramos, y en esta transformación operan diferentes factores. ¿Quién de nosotros/as alguna vez no ha participado de esta singular experiencia y no ha visto tambalear supuestos previos sobre los demás y sobre nosotros/as mismos/as?.

En tiempos de crisis hemos sido testigos del resurgimiento de las formaciones grupales, quizá como un intento de sortear junto a otros/as las penurias diarias, quizá como un motor del deseo de hacer algo diferente frente a una realidad que se presenta a veces unívoca y sin mayores matices.

Como sea, los grupos volvieron a la escena de nuestra sociedad argentina, y entiendo que con fuertes intenciones de quedarse.

Sabemos que con la devastadora dictadura militar de 1976﷓1983 se produjo un sistemático desmantelamiento de los grupos y con ellos de un modo de hacer, pensar y decir con otros/as o colectivamente.

Los efectos de aquellos años se diseminan aún hoy en diferentes ámbitos de nuestras vidas transformándolas, a su vez, en múltiples sentidos.

El llamado "individualismo", socio insustituible del modelo capitalista de la economía mundial, traduce al máximo la soledad a la que fuimos arrojados/as tras duros años de doloroso silencio y de terror.

Sin embargo en el horizonte insisten ciertas formas, se siguen dibujando las viejas﷓nuevas siluetas. Cada vez con más fuerza, palabras que tienen historia y con ellas también las prácticas que les dieron sentidos se perfilan: "Derechos Humanos", "Memoria Colectiva", "Justicia", "Olvido", "Participación". Con ellas, decíamos, cobran visibilidad los organismos y los grupos que se fueron instituyendo alrededor y en el corazón de las mismas.

Sin necesidad de apelar a una idea romántica, libre de conflictos de lo grupal y de los grupos, pretendo decirles que sigue siendo un espacio, que además de ser fundante de lo propiamente humano, es un campo privilegiado para la discusión, la elaboración y la creación común.

*Psicóloga.

Compartir: 

Twitter
 

 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.