CIUDAD › KIRCHNER CARGó CONTRA LOS EX GOBERNADORES REUTEMANN Y OBEID

"No sirven los oportunistas"

El ex presidente aprovechó su paso por Pérez para recordarles a los ex gobernadores que "a veces hay que pelear en soledad y no esconderse cuando las cosas no salen tan bien". También hizo una mención a Binner: "En su provincia centraliza los recursos".

 Por Guillermo Zysman

Sin eufemismos, Néstor Kirchner desembarcó ayer en Santa Fe y dejó un tendal de críticas a la primera línea de dirigentes santafesinos no oficialistas. Acusó en Pérez al "amigo gobernador" Hermes Binner de "trabar los ATN a los intendentes" de la oposición justicialista, tras lo cual le pidió que "esté en la grande y no en la chiquita". Según el ex presidente "algunos hablan de federalismo a nivel nacional pero en su provincia centralizan los recursos". Sin mencionarlos también cargó contra Carlos Reutemann y Jorge Obeid a quienes les recordó que "fueron gobernadores y debieran tener coraje para sostener el modelo y no ser oportunistas, pelear incluso en la adversidad y no esconderse". Pese a ello hizo un fuerte llamado a la unidad del PJ para "recuperar la gobernación de Santa Fe y consolidar el proyecto nacional en la provincia". En su apasionado discurso defendió la gestión de Cristina Fernández.

El primero de los actos que encabezó Kirchner ayer en Pérez fue en el Complejo Multifunción municipal donde se entregaron certificados de escrituración de viviendas sociales. Fue sugestiva la ausencia de Rafael Bielsa, que en los últimos días volvió a instalarse en la carrera por la Casa Gris, quien acusó "razones de fuerza realmente mayores". Otro anotado en esa contienda, el jefe de los diputados K, Agustín Rossi estuvo en el escenario al igual que el ministro del Interior, Florencio Randazzo, el gobernador chaqueño Jorge Capitanich, el titular de la Ansés, Diego Bossio, y el anfitrión, Darío Corsalini.

Lejos de pasar desapercibido, el discurso K dejó secuelas. Si bien tuvo consignas nacionales, el mayor peso estuvo destinado a los principales dirigentes santafesinos no kirchneristas. "Santa Fe necesita dirigentes que dejen de pensar en su destino personal, que piensen en esta gran provincia, que no tengan miedo, que se pongan al frente de su pueblo para que las transformaciones lleguen a Santa Fe", planteó de entrada.

El ex presidente cuestionó a algunos que "hablan de federalismo a nivel nacional pero en su provincia centralizan los recursos. Por eso, el movimiento nacional y popular debe terminar con cualquier diferencia mezquina y juntar esfuerzos para consolidar este modelo competitivo y de inclusión", dijo aludiendo a Binner. "Debe haber una nueva ley de coparticipación federal nacional y también en Santa Fe", agregó.

Más adelante fue más directo. Al recordar la cantidad de obras que financia la Nación en la provincia desde 2003 "que se hicieron sin mirar quién estaba en la provincia, en cada comuna o municipio", le pidió "la misma nobleza al amigo gobernador, que esté en la grande, no en la chiquita y no trabe los ATN a los intendentes" de la oposición.

Al respecto, desde la administración socialista precisaron a este diario que en el primer semestre de 2010 la provincia aportó 73 millones 800 mil pesos y recibió en ese mismo lapso apenas 260 mil en concepto de Aportes del Tesoro Nacional. "La provincia que menos recibió, siendo la segunda que más aportó después de Buenos aires", remarcaron.

Kirchner también se acordó de otros dirigentes que fueron gobernadores, como Reutemann y Obeid a quienes les endilgó no haber "defendido con coraje el modelo. No sirven los oportunistas, a veces hay que pelear en soledad y no esconderse cuando las cosas no salen tan bien".

Pese a las críticas al peronismo disidente, K hizo un llamado a la unidad. "Santa Fe merece tener un lugar privilegiado en el concierto nacional. Hay que recuperar la gobernación de Santa Fe y consolidar el proyecto nacional en la provincia. Necesitamos de la solidaridad, la fortaleza, dirigentes que jueguen con esa grandeza para construir ese espacio. Cristina está a disposición de ustedes para apoyarlos", arengó. En tren de defender la gestión de CFK, destacó la medida de "mayor impacto social de los últimos 50 años" como la Asignación Universal por Hijo y recordó que en el debate en torno a la utilización de reservas del Banco Central para desendeudar al país hubo críticas. "Ya pagamos 2700 millones, y de todas formas tenemos más reservas pasamos de 46 mil millones a casi 51 mil millones", precisó.

Compartir: 

Twitter
 

Kirchner encabezó ayer en Pérez uno de los actos en el Complejo municipal.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.