CIUDAD › FUE AGREDIDA POR SU PAREJA Y POLICíAS DE PUERTO GENERAL SAN MARTíN

Víctima de muchas violencias

Una mujer denunció que tras ser brutalmente golpeada por su pareja, efectivos de la seccional 5ª de la ciudad del cordón industrial también le pegaron, la llevaron a la comisaría, donde la volvieron a violentar entre varios agentes.

 Por José Maggi

Una mujer denunció que fue brutalmente golpeada por su pareja durante una discusión, y luego también recibió golpes de policías que habían sido convocados por el hombre. Nélida denunció en Asuntos Internos que la golpearon, la esposaron, la trasladaron en un patrullero a bordo del cual la volvieron a maltratar y finalmente la llevaron a la seccional 5ª de Puerto General San Martín. Allí siguieron los apremios: esta vez uno de los efectivos la tomó del cuello hasta ahogarla. El Movimiento Evita acompañó a la mujer a denunciar los apremios ilegales ante el fiscal Guillermo Corbella.

Nélida vivía con su pareja Walter N. en un departamento alquilado en calle Buenos Aires al 400 en Puerto General San Martín, donde el 26 de abril tuvo lugar una discusión verbal que terminó a los golpes y con al exigencia de hombre de abandonar la vivienda. Como era de madrugada, Nélida se negó, pero rato después prefirió irse, no sin antes exigir la devolución de su teléfono celular. Luego de borrarle todos sus contactos, el hombre le hizo entrega del aparato, pero la encerró en el departamento. Esto provocó una nueva discusión que terminó de nuevo con agresiones hacia la mujer. A las cuatro de la mañana, Walter N. se fue, sin cerrar con llave. Nélida trabó la puerta con una mesa y se recostó, exhausta. El despertar no fue menos violento: acompañado por una policía de nombre César, su pareja comenzó a maltratarla. "Ayudame a sacarla", le pidió al uniformado que la esposó y la golpeó. Nélida se defendió gritando. El policía convocó a sus pares. Siempre según el relato de la víctima, allí ingresó al departamento una mujer policía que también forcejeó con ella, la redujo y la trasladó al móvil policial. Dentro del vehículo, la mujer policía se pasó al asiento trasero y comenzó a golpearla. Durante la refriega recibió una cabezazo de parte de Nélida, lo que enfureció aun más a la agente. Al llegar finalmente a la Comisaría 5º de Puerto General San Martín fue recibida por un policía que le recriminó: "Así que le pegaste a mi compañera, hija de puta".

Rato después, otro policía ingresó a la sala, y la mujer optó por relatarle los maltratos recibidos. Lejos de escucharla, el efectivo la insultó y la tomó del cuello mientras otros tres policías observaban la situación. La llegada del comisario evitó que Nélida terminara de la peor manera. El comisario Fabián Díaz la tranquilizó, pero igual la fichó y le dio varios papeles para firmar sin permitirle leerlos. Le advirtió que de otro modo no se iría.

Una vez en libertad, radicó la denuncia ante Asuntos Internos por apremios ilegales, lesiones dolosas por parte del personal policial de la Comisaría 5ª de la UR XVII de Puerto General San Martín, como así también lesiones dolosas por parte de su pareja Walter N. Luego, Nélida fue hasta el hospital Carrasco, donde fue atendida por sus politraumatismos. "Ahora está aterrorizada, y se fue a vivir a la zona sur de Rosario", relató una allegada a la víctima.

Compartir: 

Twitter
 

La denunciante, cuya identidad se preserva, recibió golpes en distintas partes del cuerpo.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.