CIUDAD › IMPUTAN AL ELECTRICISTA QUE RETIRó EL DISYUNTOR DEL CAFé DE LA FLOR

Una acción con consecuencias

Fernando Campodónico es el tercer acusado en la causa por la muerte del músico de Raras Bestias, el 12 de octubre pasado, que sufrió una descarga eléctrica. Había desconectado el dispositivo para que evitar cortes de luz en el local.

 Por Lorena Panzerini

A seis meses de la muerte de Adrián Rodríguez, el bajista de la banda Raras Bestias que se electrocutó arriba del escenario del Café de la Flor, la Justicia imputó al electricista que retiró el disyuntor del tablero de conexiones. La causa que investiga el hecho sumó así un tercer acusado por lo ocurrido el 12 de octubre de 2015, en el bar de Mendoza al 800. Ayer, la fiscal Valeria Piazza Iglesias imputó Fernando Gabriel Campodónico, de 34 años, por el delito de homicidio culposo y violación de cuidado, al haber desconectado el interruptor diferencial del tablero principal. El acusado se negó a declarar y quedó en libertad, ya que la pena en expectativa es excarcelable.

Aquella madrugada, Rodríguez recibió una descarga eléctrica mientras tocaba, y falleció en el acto, y a la vista del público y sus compañeros. El hecho conmocionó y generó denuncias por serias irregularidades en la noche rosarina. Incluso, el under, a través de la Asamblea de Músicos Autoconvocados, salió a las calles a marchar por seguridad en los locales nocturnos donde hay shows en vivo.

Con las primeras investigaciones, la comprobación de que el disyuntor

había sido desconectado del tablero eléctrico fue determinante para la Justicia. Es que por esos días hubo varios cortes de energía en el local, ante las fallas en las instalaciones, según declararon varios testigos en el legajo judicial.

Dos semanas después del hecho, la fiscal Piazza Iglesias imputó al dueño del pub por "homicidio culposo". Ariel Scharf, de 43 años, se abstuvo de declarar entonces y continuó el proceso en libertad. Concretamente, fue acusado de "violación de deber de cuidado", ya que un comerciante que brinda servicios de espectáculos en vivo tiene responsabilidad por la banda y el público presente. La imputación agrega que tuvo una "actitud negligente" e "inobservancia" de sus obligaciones como propietario. En tanto, la familia de Adrián se constituyó como querellante de la causa, tras esa primera imputación.

En marzo pasado, la fiscal de la Unidad de Homicidios Culposos imputó también al inspector municipal Pablo Akerman, personal de planta permanente de la Secretaría de Control y Convivencia Ciudadana, que al momento de la tragedia estaba al mando de Pablo Seghezzo. Es que mientras el inspector había dado el visto bueno sobre las instalaciones del local, un informe de peritos reveló a la justicia que las conexiones tenían deficiencias importantes desde hacía tiempo.

Por aquellos días, desde la fiscalía indicaron que el agente municipal había realizado una inspección en el local en abril de 2015, y aseguró que el bar se encontraba en adecuadas condiciones para su funcionamiento. Sin embargo, el resultado de las pericias --tras la muerte del bajista-- sobre la parte eléctrica del café fue contundente. Parte de esos informes llegaron a la Justicia en diciembre y otros a principios de marzo pasado, y en ellos se evidencia que las instalaciones presentaban fallas. El Ministerio Público de la Acusación imputó al inspector por el delito de "incumplimiento de los deberes de funcionario público", y también lo dejó en libertad.

Así, ayer la investigación llegó a un tercer imputado. Al electricista también le achacaron los delitos de "homicidio culposo por negligencia, impericia y no observancia del cumplimiento de deberes como electricista". Campodónico fue quien manipuló la instalación y dejó desconectado el interruptor, para que no haya más cortes de luz por fallas en las instalaciones.

Según trascendió, el nuevo acusado se presentó con una defensora pública y fue imputado recién ahora en la causa porque "hubo que solicitar varias veces a los responsables del Café de la Flor que aporten los datos de identidad" del electricista que había trabajado en el lugar, según expresaron desde la Fiscalía.

Compartir: 

Twitter
 

La comprobación de que el disyuntor había sido desconectado del tablero fue determinante.
Imagen: Alberto Gentilcore
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.