El principito empezó su rutina militar

El Ministerio de Defensa británico confirmó que el nieto de la reina Isabel II y segundo heredero del trono comenzó a entrenar como copiloto de helicópteros de rescate de la Real Fuerza Aérea (RAF) en Malvinas, uno de los últimos enclaves coloniales que mantiene la corona. William forma parte de una tripulación de cuatro personas que se capacitarán para brindar, siempre desde esas naves, ayuda a la población civil y militar de las islas, labor que ya realiza en Anglesey, en Gales.

El hombre de 29 años estará en las islas del Atlántico sur durante seis semanas y, según el gobierno de David Cameron, ya recibió el asesoramiento sobre el medio ambiente para volar en las islas, una zona caracterizada por el intenso viento. El comandante Miles Bartlett, a cargo del escuadrón de rescate, dijo a los medios británicos que trabajar allí es una "parte vital" del progreso en la carrera como piloto de la unidad de búsqueda y rescate.

"La experiencia que reciben aquí es única. Es un trabajo de desafío y variado, que aporta una ayuda esencial a los militares y a la población de las islas", agregó el militar. Según dijo, entre las tareas con las que el príncipe puede encontrarse figuran el rescate de pescadores, llevar gente enferma al hospital o entregar diversos suministros a áreas aisladas.

El Gobierno argentino rechazó la presencia de William en las islas y acusó al Reino Unido de querer militarizar la zona en la que hace poco menos de 30 años se desató una guerra entre ambos países.

Compartir: 

Twitter
 

 

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.