UNIVERSIDAD › CONFLICTO ENTRE EL BLOQUE DE MAYORIA Y LOS 4 DECANOS

Cerca de la ruptura en la UBA

El acuerdo que permitió la elección del rector y el vice atraviesa su peor crisis tras el pedido de renuncia a una funcionaria.

 Por Julián Bruschtein


Poco antes del cierre de su primer año al frente de la Universidad de Buenos Aires (UBA), el acuerdo de los decanos que sustenta la gestión del rector Rubén Hallú y el vicerrector Jaime Sorín comienza a mostrar fisuras. El pedido de renuncia que el rector le realizó a la secretaria de Asuntos Académicos, María Rosa Neufeld, mostraría un principio de resquebrajamiento del acuerdo entre la mayoría de radicales, peronistas y aliados y, por otro lado, el sector progresista de centroizquierda que lideran los decanos de Exactas, Arquitectura, Sociales y Filosofía y Letras. Según funcionarios que responden a Hallú, “ya está tomada” la decisión de exigir la salida de Neufeld, representante de los “Cuatro Decanos” en el gabinete. Desde ese espacio, se indicó que “no hubo un pedido formal de renuncia” y que era “un apriete de la gente de (la Facultad de Ciencias) Económicas”.

Cuando en diciembre de 2006 el veterinario Hallú era elegido por la asamblea como rector de la UBA, y Sorín como vice, se sellaba el consenso entre dos de los sectores más importantes de la universidad. Cada espacio, el mayoritario de Hallú y el minoritario de Sorín, propuso los nombres de quienes serían funcionarios del rectorado y la antropóloga María Rosa Neufeld fue la elegida para la única secretaría que les tocó a los Cuatro Decanos. El jueves pasado, Hallú le habría pedido la renuncia a Neufeld, el mismo día en el que aceptó la del ahora ex rector de la Escuela Carlos Pellegrini, Juan Carlos Viegas.

Según funcionarios del rectorado, las razones formales que motivaron el pedido fue porque “a un año de gestión el rector está evaluando las metas y los resultados trazados y los de la Secretaría de Asuntos Académicos no fueron satisfactorios. Por ejemplo, el conflicto del Pellegrini, algunas cuestiones del CBC y un problema con profesores de Filosofía y Letras, no se resolvieron acorde a las expectativas del rector”. Pero, por detrás de la escena, se rumoreaba que los Cuatro Decanos se habían “parado en la vereda de enfrente” al hacer un foro en el que convocaron a distintos sectores progresistas para comenzar a debatir y ampliar su espacio, sumado a la presencia del ex rector del Pellegrini, Abraham Gak, quien es considerado opositor por el bloque de mayoría.

La situación abrió un abanico de especulaciones sobre el futuro de la UBA, si se tiene en cuenta la crisis por la que pasó el año pasado por la movilización de la Federación Universitaria de Buenos Aires (FUBA) junto a sectores docentes, que impidieron cinco veces durante ocho meses sesionar a la asamblea en la que se debía elegir rector.

Desde el espacio de los Cuatro Decanos, las fuentes consultadas destacaron que hasta el momento no había “ningún pedido de renuncia formal. Porque si lo que precisa el rector es cambiar por alguna razón a un funcionario de nuestro espacio, tampoco nos lo hizo saber todavía. Son todos trascendidos”. El rumor de que el enojo oficial habría estallado con el foro –del que dio cuenta este diario–, fue considerado “una excusa poco sostenible. Porque desde el primer momento que acordamos compartir el rectorado quedó claro que cada uno tiene derecho a exponer sus expresiones políticas”.

El decano de Filosofía y Letras, Hugo Trinchero, fue más allá en su análisis. “Lo que está sucediendo es que existe una apretada muy fuerte de parte del grupo de (la Facultad de Ciencias) Económicas. Seguidores de Emiliano Yacobitti (referente de la ex Franja Morada de esa facultad) y José Luis Giusti (del mismo signo político, consejero superior por los graduados) están presionando para sacar a María Rosa (Neufeld). Es el neoshuberoffismo que pretende la misma universidad de los ’90.”

Los funcionarios del rectorado consultados resaltaron que éste es “el punto más crítico desde que se formalizó el acuerdo hace un año. La renuncia se pidió de manera verbal porque, si no, hay que viabilizarla a través del Consejo Superior”. La próxima reunión del cuerpo será el 12 de este mes. “Posiblemente estén envalentonados y quieran hacer una demostración de autoridad –afirmaron desde la minoría–. Pero la consecuencia de esto es que pueden dejar a la UBA al borde de una nueva crisis.”

Compartir: 

Twitter
 

 
UNIVERSIDAD
 indice
  • CONFLICTO ENTRE EL BLOQUE DE MAYORIA Y LOS 4 DECANOS
    Cerca de la ruptura en la UBA
    Por Julián Bruschtein
  • Encuentro en la FADU
  • AGENDA

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.