DEPORTES › OPINIóN

Todo es igual, nada es mejor

 Por Diego Bonadeo

Mientras en Europa cae nieve y llueven goles (además de la goleada de Barcelona a Levante 5-0 con tres de Messi, Wolfsburgo –que días atrás verdugueó 4-1 a Bayern Munich– le ganó sobre la hora 5-4 a Bayer Leverkusen y el propio Bayern Munich le metió ocho a Hamburgo), en nuestro medio se jugó la primera fecha del concurridísimo Torneo de Primera, cuya cantidad de participantes y algunos resultados más o menos inesperados hicieron que otra vez se insistiera en la palabra “apasionante” para calificar el campeonato del que solamente se jugaron quince partidos aunque ya la ansiedad y la desnaturalización se llevaron puesto al entrenador de Colón Reinaldo Merlo.

Como era de suponer, y no se trata de ir arbitrariamente contra la corriente, los 30 equipos que participaron de la fecha inicial no aportaron mucho más de lo esperado en cuanto al juego, aunque sí la decisión de los cómplices de los violentos de dar vuelta las banderas de Boca porque –por fin– algunos cumplieron con el deber de la restricción, y las agresiones de allegados a Godoy Cruz a vehículos de San Martín de San Juan demostraron que todo es igual y nada es mejor.

Compartir: 

Twitter
 

 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.