DEPORTES › EE.UU.-RUSIA, FINAL DE LA DAVIS

Son superpotentes

 Por Bill Scott

Desde Portland

El objetivo de Estados Unidos está claro: quiere poner fin a doce años sin títulos de Copa Davis, y para ello deberá destronar a partir de hoy al defensor del título, Rusia, el mismo equipo que hace un año se la ganó a la Argentina en Moscú.

“Nuestra meta son tres puntos, da igual quién los logre. Para mí la final de la Copa Davis es el hito más importante del año”, aseguró Andy Roddick, número 6 del mundo.

En la historia de la Davis, los estadounidenses grabaron 31 veces el nombre de su país en la lista de ganadores del torneo. La última vez que lo lograron fue en 1995, por lo que es la racha más larga del país más laureado de la historia del torneo sin conseguir el título. La última vez que Estados Unidos acogió una final fue en 1992, cuando venció a Suiza. En Portland, toda la presión será de los locales, que perdieron las finales de 1997 contra Suecia y de 2004 ante España.

Roddick parece recuperado de las molestias que le impidieron jugar después del US Open en septiembre. James Blake, que ganó cinco títulos en 2006, vivió un mal año que espera olvidar ahora con la Davis. Los hermanos Bryan no jugaron el Masters de Shanghai por la lesión de uno de ellos que ahora parece ya superada.

“Nuestras posibilidades de defender el título son de entre 30 y 35 por ciento”, admitió el capitán de Rusia, Shamil Tarpishev. El dos veces campeón contará con Nikolai Davydenko, Igor Andreev, Dimitri Tursunov y Mijail Youzhny. No jugará, en cambio, el ex número uno del mundo Marat Safin, quien culminó en octubre una decepcionante temporada. Pese a que el jugador, de 27 años, fue clave en la victoria el año pasado en la final ante Argentina en Moscú, Tarpishev no considera su ausencia como una desventaja.

Grandes expectativas genera, en tanto, saber cómo enfrentarán los visitantes las recientes discusiones sobre la presunta participación de Davydenko en el escándalo de apuestas, como también la teoría de un supuesto intento de envenenamiento del alemán Tommy Haas en las semifinales de Moscú . “Estas cosas no juegan ningún rol para nosotros”, declaró Tarpishev.

Compartir: 

Twitter
 

 

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.