DEPORTES › VASALLO ARGÜELLO Y EL PROGRAMA ANTICORRUPCION

“Tenemos miedo de todo”

 Por Sebastian Fest
desde Melbourne

Las apuestas, siempre las apuestas: tras verse acorralado por enésima vez en los últimos meses con las mismas preguntas, Martín Vasallo Argüello salió al contraataque y describió lo que ve en el tenis de hoy: un circuito en el que se estimula la denuncia y la delación, en el que sus jefes pretenden que cada jugador sea un pequeño policía. “Esa política de terrorismo, de asustar, del cuidado... Yo no la siento”, dijo el número 77 del ranking mundial, que es objeto de una investigación de la ATP por su triunfo ante el ruso Nikolai Davydenko en julio en el torneo de Sopot.

La crítica apunta al nuevo reglamento para 2008 contenido en el “programa anticorrupción” del tenis. En él se obliga al jugador a denunciar a cualquier persona que le haga la más casual de las preguntas. “Viene alguien y me dice: ‘¿Cómo estás, Martín, ganás hoy?’, y tengo que denunciarlo”, se quejó el argentino. Más aún: si cualquier jugador –o entrenador o preparador físico– ve a otro jugador en una situación sospechosa, debe denunciar el caso a la ATP en las 48 horas.

Pese a que Vasallo dijo que otros jugadores recibieron con sorpresa y molestia las nuevas reglas, los comentarios de varios tenistas estuvieron más cerca de la indiferencia. “Es que no hay opciones. O firmás eso o no jugás. Así que hay que firmarlo”, dijo Juan Chela. “Yo firmé un papel que noleí”, reconoció el español Tommy Robredo. “Es que habría que hablar del tema de las apuestas de otra manera. Si apuestas 20 euros y te joden seis semanas, imagínate si apuestas 20.000 –dijo en referencia a la suspensión de tres tenistas italianos–. A veces pagan justos por pecadores.”

Reflexivo e incisivo, Vasallo Argüello se encontró en medio de un huracán tras vencer a Davydenko en un partido que atrajo siete millones de dólares en apuestas y es objeto de una investigación aún en curso. Aquel partido, sumado a posteriores denuncias, llevó al tenis a crear un “programa anticorrupción” para preservar su “integridad”. Vasallo Argüello asegura estar “feliz” de ser objeto de una investigación, porque cree que así podrá limpiarse su nombre. Pero no está tan feliz con las reglas de la ATP y la manera en que se busca combatir el fenómeno de las apuestas.

“Según ese programa uno tiene que hacer de policía todo el tiempo. Hablé con algunos jugadores sobre el tema, y a todos les pareció algo extremo e imposible de llevar a cabo –señaló–. Lo que me parece mal son las sanciones que nos hacen estar con miedo absolutamente de todo”, añadió, al tiempo que describió como “una payasada” el hecho de que la ATP reuniera en marzo de 2007 a los jugadores con un ex mafioso, Michael Franzese, para ser instruidos sobre los peligros de involucrarse en las apuestas.

El tenista de Temperley criticó también las sanciones impuestas recientemente a los italianos Alessio Di Mauro, Daniele Bracciale y Potito Starace por apostar en Internet. Federico Luzzi, dijo Vasallo, también está siendo investigado. “Hay muchas preguntas y cosas que no quedan claro respecto de los italianos. No se sabe a qué apunta la ATP, con qué objetivo sanciona a esos chicos. Di Mauro, por ejemplo, apostó en cuatro partidos y perdió los cuatro.”

Luego agregó: “Las sanciones llegan en un momento en el que la ATP está buscando un poco de credibilidad. Hace dos años no pasaba nada si te sancionaban por algo así, pero hoy el efecto es tremendo. Esto es algo que nunca a nadie le importó, pero las reglas existen desde hace seis o siete años. Uno se puede preguntar por qué la ATP no nos ayuda más, poniendo por ejemplo límites a la cantidad que se puede apostar”.

La necesidad de recaudar más y más dinero es, según el argentino, un impedimento para que el tenis combata verdaderamente el fenómeno de la manipulación de partidos. “Hay un choque entre la necesidad de no perder el negocio del patrocinio de las casas de apuestas y la necesidad de que la gente crea que los partidos están limpios.” Vasallo Argüello, que figura varias veces en una lista de partidos sospechados de manipulación, lista en poder de la ATP, jura que jamás se le acercó nadie a ofrecerle dinero por perder. Y abre los ojos con asombro cuando se le menciona a la “mafia rusa”: “Lo único que sé de la mafia es lo que vi en las películas”.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
  • “Tenemos miedo de todo”
    Por Sebastian Fest
    desde Melbourne
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.