ECONOMíA › ACUERDO ENTRE EL GOBIERNO NACIONAL, LA GOBERNACIóN DE SANTA FE, LA UOM, LOS TRABAJADORES Y EL GRUPO INVERSOR

Paraná Metal vuelve a producir autopartes

Con un importante aporte de recursos del Ministerio de Trabajo, que pagará casi la totalidad de los salarios de 600 trabajadores con suspensiones rotativas, Paraná Metal comenzará a operar con 300, bajo el control del grupo empresario de Cristóbal López.

 Por Tomás Lukin

La empresa autopartista Paraná Metal volverá a funcionar en las próximas semanas luego de dos meses de inactividad y 33 días de cortes de ruta. Las prolongadas negociaciones en el Ministerio de Trabajo entre los empleados de la compañía, el sindicato metalúrgico y el grupo empresario concluyeron con un acuerdo firmado el lunes y ayer se levantó el bloqueo de la autopista Buenos Aires-Rosario. La reactivación de la empresa será con una plantilla reducida de 300 asalariados, que serán seleccionados por la compañía. Los otros 600 trabajadores quedarán bajo un sistema de suspensiones rotativas durante seis meses. Esos operarios percibirán un ingreso mensual de 2000 pesos, proveniente en su mayor parte de los programas de capacitación de la cartera laboral. El Estado pretende asegurar su reinserción en el mercado, mientras que los trabajadores que opten por el retiro voluntario serán indemnizados por la empresa.

El gobierno nacional, las autoridades santafesinas y la UOM se mostraron satisfechos con el convenio logrado. “El acuerdo es viable sólo si las partes actúan con responsabilidad. El Estado ya puso todo para solucionar el conflicto. Los trabajadores asumieron que tienen que retomar los ritmos de producción y los empresarios que deben invertir”, apuntó el titular de la cartera laboral, Carlos Tomada. En ese sentido, el jefe de Gabinete de Trabajo, Norberto Ciaravino, que estuvo a cargo de las extensas negociaciones, enfatizó que el cumplimiento del acuerdo está sujeto a la obtención de un convenio con su histórico comprador, Ford Brasil, o con nuevos clientes. A su vez, el juzgado donde está radicado el concurso preventivo también deberá aprobarlo. En el Ministerio de Industria, conducido por Débora Giorgi, apuntaron que están realizando gestiones para lograr la reactivación del vínculo con la automotriz brasileña.

La empresa dedicada a la producción de blocks de motores es relevante en el complejo fabril de Villa Constitución. “No estamos dispuestos a que este proceso sea como era en los noventa. Apostamos a que, hacia marzo de 2011, la mayoría de los trabajadores haya encontrado empleo. Para eso seguiremos trabajando con los 900 trabajadores para darles contención social, laboral y productiva”, sostuvo Tomada. El acuerdo contempla que los 600 trabajadores que queden “afuera” de la empresa recibirán durante seis meses 1900 pesos por parte del Estado y 101 pesos más que desembolsará la firma. En ese período los operarios podrán participar de distintos programas de capacitación. El funcionario sostuvo que distintas compañías como Acindar incorporarán operarios. Además resaltó que el desembarco de otras empresas metalúrgicas el año próximo permitirá absorber más trabajadores.

Las dificultades financieras, tecnológicas y de organización de la autopartista datan de hace más de un lustro. La empresa se fundó en 1957, diez años después fue adquirida por Ford para integrarse como proveedora de autopartes y en 2002 surgió Paraná Metal. En los últimos años su principal mercado fue Ford Brasil, que era el destino de más del 80 por ciento de su producción anual. La relación con la automotriz del país vecino, vínculo que comenzó a finales de los ochenta, se diluyó entre 2009 y 2010, a partir de los diferentes conflictos que afectaron los envíos.

El año pasado, en medio de la fuerte caída en la actividad del sector metalúrgico por la crisis internacional y los esfuerzos estatales para contener la destrucción de puestos de trabajo a partir del Repro, la compañía llegó a estar 45 días inactiva y entró en proceso de concurso preventivo. En ese momento desembarcó como accionista Cristóbal López. El ingreso del empresario no modificó la inestable situación de la firma. La reactivación y el reacondicionamiento de las líneas de producción requiere alrededor de 15 millones de pesos.

Compartir: 

Twitter
 

El ministro Carlos Tomada. Se levantó el bloqueo de la autopista Buenos Aires-Rosario.
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.