ECONOMíA › PRIMERA REUNIóN CON LAS PROVINCIAS POR LA PLANIFICACIóN DEL SECTOR PETROLERO

“Va a dar más poder de negociación”

El gobierno nacional les transmitió tranquilidad a las provincias petroleras. No habrá “avasallamiento” de facultades, sino una acumulación de más poder de negociación con las firmas privadas a la hora de definir inversiones.

 Por Javier Lewkowicz

El Gobierno aseguró que trabajará en forma conjunta con representantes de las provincias petroleras en la planificación y control del sector hidrocarburífero, de modo que las nuevas potestades del Estado nacional no lesionen las atribuciones provinciales en relación con los recursos naturales. Los gobernadores que forman parte de la Organización Federal de Estados Productores de Hidrocarburos (Ofephi) fueron recibidos ayer por Julio De Vido, ministro de Planificación Federal; Miguel Galuccio, titular de YPF; Carlos Zannini, secretario Legal y Técnico; Axel Kicillof, viceministro de Economía; Daniel Cameron, secretario de Energía, y Roberto Baratta, subsecretario de Coordinación. Con la asistencia de la plana mayor de los funcionarios vinculados con el área energética, el Gobierno buscó aplacar la incertidumbre y, en algunos casos, el malestar provincial. En los próximos días las provincias petroleras efectivizarán su ingreso en YPF, como prevé la ley de expropiación del capital accionario de Repsol.

El decreto 1277, que reglamentó la Ley de Soberanía Hidrocarburífera, estableció que la estrategia anual del Estado en la materia debe quedar plasmada en el Plan Nacional de Inversiones Hidrocarburíferas, con “criterios y metas deseables en materia de inversiones en exploración, explotación, refinación, transporte y comercialización de hidrocarburos”. Antes del 30 de septiembre de cada año las compañías deben presentar su plan anual de inversiones, que será evaluado por la comisión de planificación y coordinación presidida por el viceministro de Economía, Axel Kicillof, y conformada por un representante de la Secretaría de Política Económica, a cargo de Kicillof; la Secretaría de Energía, que encabeza Daniel Cameron, y la de Comercio Interior, que dirige Guillermo Moreno. El Gobierno puede solicitar a las empresas, en caso de que así lo requiera, la presentación de un nuevo plan que se ajuste a los requerimientos de la estrategia nacional. El nuevo esquema representa un cambio rotundo en el paradigma energético respecto de la lógica neoliberal y supone, al mismo tiempo, una mayor tensión entre las atribuciones provinciales y las del Estado nacional.

El Gobierno central aseguró a las provincias que el intercambio de información en la diagramación de los planes de inversión y en el esquema de control y sanciones sobre las empresas será fluido. “Nos transmitieron tranquilidad, que no se van a avasallar los derechos de las provincias. Vamos a trabajar juntos en el tema inversiones, para llegar a un acuerdo federal. Conocemos cada campo petrolero, al tiempo que el Estado nacional tiene mayor poder de negociación. Hay puntos fuertes de cada lado”, explicó un representante provincial que asistió al encuentro. Para concretar esa coordinación, habrá encuentros periódicos, incluso se habló de una frecuencia semanal. En términos formales, sin embargo, la comisión de planificación seguirá estando a cargo de Kicillof. Hoy se reunirá con representantes técnicos de las provincias para comenzar a analizar situaciones particulares en cada contrato de explotación de hidrocarburos.

Luego de la publicación del decreto 1277, los gobernadores recibieron en sus distritos presiones ante una supuesta delegación en la soberanía sobre los recursos. El gobernador de Neuquén, Jorge Sapag, resaltó días atrás que “el decreto es una norma de jerarquía inferior a las leyes, a la Constitución nacional y a la Constitución provincial. La Constitución nacional de 1994 garantiza el dominio de la provincia sobre el gas y el petróleo, sobre los recursos del subsuelo y del suelo”.

A la salida del encuentro de ayer, el gobernador de Mendoza, Francisco “Paco” Pérez, señaló que “esta es la articulación necesaria que tiene que haber entre provincia y nación para poder seguir mejorando no solamente YPF, sino toda la producción de petróleo y gas. Las necesidades energéticas no las tiene una provincia sino todo el país”. En tanto, el titular del ejecutivo rionegrino, Alberto Weretilneck, sostuvo que “la reunión fue muy positiva, ninguno de los gobernadores presentes planteó objeciones al decreto”, motivo que, admitió el mandatario, era una preocupación. “Todos tenemos la idea de aumentar la producción de hidrocarburos”, agregó.

Por otro lado, acordaron en la reunión que en los próximos días se suscribirá un acta que efectivizará el ingreso de las provincias petroleras en YPF, según estipula la ley 26.741, de nacionalización de YPF. Participaron de la reunión por el lado de la Ofephi el gobernador de Formosa, Gildo Insfrán; de La Pampa, Oscar Jorge; Mendoza, Francisco Pérez; Neuquén, Jorge Sapag; Río Negro, Alberto Weretilneck; Salta, Juan Manuel Urtubey; el vicegobernador de Chubut, Gustavo Mac Karthy; de Tierra del Fuego, Roberto Luis Crocianelli; el jefe de Gabinete de la provincia de Jujuy, Armando Rubén Berruezo; el ministro de Economía de Santa Cruz, Ariel Ivovich, y el representante de Chubut en YPF, Oscar Cretini.

Compartir: 

Twitter
 

Kicillof, Zannini y De Vido respondieron a las inquietudes de los gobernadores. También participó el titular de YPF, Miguel Galuccio.
Imagen: Télam
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.