ECONOMíA › LA AFIP DEFINIó NUEVOS CONTROLADORES FISCALES

Información de precios en tiempo real

Los comercios deberán actualizar el sistema de sus impresoras de tickets para adecuarlas a un régimen que permitirá trabajar con información en tiempo real y digitalizada, según la nueva disposición de la AFIP publicada ayer en el Boletín Oficial. El ente recaudador estableció para ello un esquema de facilidades para que puedan renovar los controladores fiscales (tickeadoras). “Esto reducirá notoriamente los costos de papel, almacenamiento e insumos, además de agilizar la operatoria comercial”, señaló la AFIP a través de un comunicado. Estarán alcanzados todos los comercios y cadenas, además de establecimientos con delivery, cualquiera sea su categoría en el Régimen Simplificado para Pequeños Contribuyentes. El 14 de abril próximo comienza el empadronamiento. Desde la asociación de supermercadistas regionales consideraron que la implementación llevará unos meses, debido a los cambios en software y hardware que son necesarios para la adecuación.

“Hacía quince años que la AFIP no fijaba una normativa para renovar los controladores fiscales”, dijo el titular de la AFIP, Ricardo Echegaray, quien recordó que “la última resolución es de 1998”. La iniciativa se conoce además un días después de que el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, señalara que el organismo recaudador participará con la nueva tecnología para evitar la “dispersión de precios”. Los controladores fiscales se entregan a los consumidores finales por “la compraventa de cosas muebles, locaciones y prestaciones de servicios, locaciones de cosas y obras, y las señas o anticipos que congelen el precio”.

Estas tickeadoras serán reemplazadas por un equipamiento denominado controlador fiscal, que procesará, registrará, emitirá comprobantes y conservará los datos de interés fiscal en respaldo de las operaciones que se generan y lo harán en tiempo real.

Según señala el comunicado de la AFIP, los nuevos equipos incorporan una memoria digital que almacena las operaciones realizadas con el controlador fiscal y generan reportes automáticos, tales la cinta testigo digital, el duplicado de comprobantes clase A y el resumen de totales de operaciones. También habrá posibilidad de usar papel térmico para respaldar las operaciones. “La modernización de los equipos significará, entre otras ventajas para los usuarios, la eliminación de la cinta testigo papel, que hasta ahora es obligatorio conservarla por un período mínimo de cinco años después de operada la prescripción”, señaló la AFIP. Los nuevos controladores permitirán emitir facturas A, con la leyenda “pago en CBU informada” y tipo M. Además incorporarán el data fiscal en todos los comprobantes destinados a consumidores fiscales, destaca el comunicado del organismo.

La evaluación deberá efectuarse anualmente, teniendo en consideración la operatoria realizada durante el año calendario inmediato anterior. De acuerdo con la información de la AFIP, “el recambio de los 400 mil controladores fiscales que hay en la actualidad se llevará a cabo por etapas”. Se comenzará por los hipermercados, supermercados y autoservicios. Estos cuentan con mayores posibilidades financieras para hacer las adecuaciones.

Compartir: 

Twitter
 

 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.