ECONOMíA › LLEGó A 36 GRADOS Y ANUNCIAN QUE EL ALIVIO SERá TEMPORARIO

El calor no quiere aflojar

Ayer el termómetro llegó a 36 grados en su pico de calor. El SMN anunció que el alerta naranja continuará hasta el jueves. Habrá lluvias y tormentas aisladas. La temperatura bajará por poco tiempo. Dos muertos por intoxicación y 162 semáforos sin luz.

Luego de que ayer la ciudad de Buenos Aires alcanzara una temperatura máxima de 36 grados, el pico de la ola de calor previsto para la semana en la región metropolitana, y se pronosticaran lluvias y tormentas aisladas para la noche, el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) informó que el alerta naranja continuará hasta el jueves, con un alivio que sería temporario. Por el calor agobiante y el alto consumo de energía eléctrica, numerosas casas y comercios de puntos localizados en distintos barrios porteños no tienen luz, mientras que 162 semáforos quedaron fuera de servicio. En Villa Ortúzar, un hombre y su hija murieron por inhalar monóxido de carbono de un grupo electrógeno que utilizaban a raíz de los cortes de energía eléctrica (ver aparte).

“Se espera una mínima de 25 y una máxima de 32 grados”, detalló a Página/12 el pronosticador del SMN Sergio Jalfin, en referencia al clima para el día de hoy. “Por la mañana habrá probabilidad de lluvias y tormentas, con mejoras temporarias. Para la tarde y la noche se esperan chaparrones y tormentas aisladas.” De este modo, el SMN mantiene el naranja en su Sistema de Alertas sobre Olas de Calor y Salud para Capital Federal, que señala riesgos importantes para la población en caso de temperaturas mínimas mayores o iguales a 20 grados y máximas mayores o iguales a 32.

Para el jueves, si bien se mantendría la inestabilidad, las temperaturas prometen bajar. “Se prevé una mínima de 22 y una máxima de 32 grados, con nubosidad variable por la mañana y chaparrones por la noche”, indicó Jalfin, al mismo tiempo que explicó que estos cambios abruptos en el clima “se deben a la persistencia de una masa calurosa de aire en el centro y norte del país. Cuando, por la tarde, las temperaturas bajan y no existe un sistema frontal frío que barra esta masa, se producen precipitaciones aisladas. Por esta razón, en las provincias del noroeste y Cuyo se esperan las mismas condiciones”. En Córdoba, donde ayer se registraron lluvias intensas y granizo en distintas localidades, la situación es idéntica, con el agregado de que “presentan sierras, con las que la masa choca. De esta manera, el aire cálido asciende y se forman nubes, que dan lugar a lluvias y chaparrones”.

En el centro y norte de Santa Fe y Entre Ríos, Chaco, Corrientes y Misiones “no hay frentes fríos, por lo que habrá altas temperaturas”, aseguró el pronosticador. Lejos de estas condiciones climáticas extremas, el sur del país “espera temperaturas frescas de entre 10 y 20 grados, normales para la época”.

Si bien el jueves se experimentaría un clima más agradable en Capital Federal, la situación sería breve y el calor volvería a ganar lugar. Para el viernes se esperan temperaturas de 23 grados de mínima y 34 de máxima, mientras que para el sábado las cifras podrían ascender hasta los 36.

El Servicio Meteorológico Nacional advirtió que el alerta naranja implica que las olas de calor pueden ser especialmente peligrosas para bebés, niños pequeños, personas mayores de 65 años o con enfermedades crónicas. En este sentido, el Ministerio de Salud de la Nación recomienda tomar mucha agua durante el día, consumir alimentos frescos, evitar bebidas alcohólicas muy dulces, infusiones calientes y hacer actividad física en horarios de altas temperaturas y aconseja usar ropa suelta de materiales livianos y colores claros.

Compartir: 

Twitter
 

El hombre de las bolsas de hielo, una estrategia para zafar del calor y mantener alimentos a salvo.
Imagen: DyN
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.