ECONOMíA › EL EXCEDENTE COMERCIAL DE OCTUBRE FUE DE 254 MILLONES DE DóLARES

Brasil le pegó al superávit

La profunda recesión del principal socio comercial y la caída del comercio internacional provocaron una disminución del 13 por ciento en las exportaciones, mientras las compras bajaron 10 puntos. El saldo se achicó 43 por ciento interanual.

 Por Federico Kucher

El superávit comercial de octubre fue de 254 millones de dólares, con un retroceso del 43 por ciento en relación con el mismo mes del año pasado, en tanto que se acumularon 1806 millones en lo que va del año, con una merma del 70,2 por ciento. La recesión de Brasil, el menor precio internacional de las materias primas y la desaceleración de los volúmenes de comercio a nivel mundial marcaron el retroceso de las exportaciones. Las importaciones, en tanto, computaron también una fuerte caída, explicada por la merma del costo de los combustibles y los menores ingresos de insumos intermedios para la industria. La mayoría de las economías latinoamericanas registraron en 2015 fuertes tensiones para sostener la balanza comercial y, en casi todos los países, se anotó un déficit de la cuenta corriente.

Las exportaciones sumaron 1137 millones de dólares en octubre, al disminuir 13 por ciento respecto del mismo mes de 2014. Los productos primarios marcaron una suba de 7 por ciento, donde se destacó el aumento de las ventas de soja, que pasaron de 125 a 405 millones de dólares entre octubre del año pasado e igual mes de 2015. El despacho de cereales, a diferencia del desempeño de la oleaginosa, anotó una contracción al pasar de 430 a 359 millones de dólares. El bloque de manufacturas de origen agropecuario, en tanto, anotó exportaciones por 2215 millones de dólares, con un aumento del uno por ciento, al tiempo que las manufacturas de origen industrial sumaron 1630 millones, con una disminución del 30 por ciento. Los autos, por el fuerte parate del mercado brasileño, los productos químicos, los metales comunes y los plásticos fueron los productos fabriles que más retrocedieron en ventas. En lo que refiere a la energía, se despacharon 223 millones de dólares, con una baja del 43 por ciento, donde se destacaron las caídas de petróleo crudo y de carburantes. Las importaciones, mientras tanto, se ubicaron en 4951 millones de dólares, al bajar 10 por ciento. El bloque de suministros industriales (bienes intermedios) explicó en gran parte el desempeño de las importaciones, con una contracción del 14 por ciento. En cambio, los bienes de capital marcaron un alza del 4 por ciento, en donde se subrayó el alza de los equipos de transporte, los bienes de consumo avanzaron 2 por ciento, los vehículos 4 por ciento y las piezas y accesorios para el sector de bienes de capital 5 por ciento. En lo que refiere a las despachos de combustibles y lubricantes, se marcó una caída del 59 por ciento (al pasar de 731 a 229 millones de dólares), lo cual se debió al menor precio internacional de la energía. La cotización de un barril de petróleo se ubicó en torno de 40 dólares en octubre, cuando en el mismo mes de 2014 se encontraba por encima de los 100 dólares.

En la región, además de la Argentina, se observaron fuertes dificultades para mantener los niveles de exportación. El último informe de la consultora Focus Economics, en la que se estima cómo cerrarán en 2015 los despachos de los países de Latinoamérica, se detalló que las exportaciones del Mercosur bajarán 19,7 por ciento este año respecto de los registros de 2014. En el detalle por economías, se precisó que las ventas de Brasil disminuirán 14,2 por ciento, en Paraguay 1,4 por ciento, en Uruguay 10,1, en Venezuela 44,2, en Bolivia 13,3, en Colombia 21,8, en Ecuador 23 y en Perú 9,3. El retroceso en el precio internacional de las materias primas fue clave para explicar el flojo desempeño de las exportaciones regionales, que se componen en gran parte por bienes del agro, del sector de minerales y de la energía (gas y petróleo).

Las dificultades en materia de intercambio comercial afectaron en la región los resultados de la cuenta corriente, la cual computa el ingreso neto de divisas que tienen los países de la región por el comercio de mercancías y servicios. El déficit de la cuenta corriente, que impacta también en la capacidad de estas economías para acumular reservas internacionales, se ubicará en 3,2 por ciento del PBI en 2015. En el desagregado regional, se destacó que el déficit de Ecuador pasará de 0,6 a 3,1 por ciento entre 2014 y 2015, mientras que en Venezuela se pasará de un superávit de 2,6 a un rojo de 2,7 por ciento. Estas fueron dos de los países más afectados por la baja del precio de la energía. A su vez, se indicó que en la Argentina el déficit de cuenta corriente ascenderá a 1,7 por ciento este año, mientras que en Brasil alcanzará el 3,8 por ciento, en Perú el 3,9, en Colombia el 6,0 y en Chile el 0,6.

Compartir: 

Twitter
 

El superávti comercial hasta octubre sumó 1806 millones de dólares, 70,2 por ciento menos interanual.
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.