ECONOMíA › TERMINO LA MISION DEL FMI CON EL ACUERDO CADA VEZ MAS LEJOS

El Fondo dejó claro que no tiene fondo

Anoop Singh se fue emitiendo un comunicado que repite gestos de buena voluntad, pero insistiendo con más medidas antes de ser merecedores de auxilio financiero. Economía admitió que podría haber aumento de impuestos para mejorar las cuentas fiscales.

 Por David Cufré

El acuerdo con el FMI se firmaría a fines de abril. Y si no es a fines de abril será a principios de mayo, siempre y cuando el Gobierno haya completado el listado de tareas que le dejó el indio Anoop Singh en su despedida. Tal fue lo que manifestó ayer el viceministro de Economía, Jorge Todesca, al hacer un balance de la primera ronda de negociaciones con el organismo de crédito. El resultado está muy lejos de lo que habían imaginado Eduardo Duhalde y Remes Lenicov cuando, con mucho esfuerzo, el Poder Ejecutivo logró disciplinar a los gobernadores y obtuvo la sanción del Presupuesto. La misión del Fondo abandonó la Argentina sin emitir señales concretas de un posible respaldo financiero. Apenas mencionó en un comunicado que fue un trabajo realizado “en una atmósfera de gran cooperación”. Mientras se sigue discutiendo, con plazos laxos que se van estirando, el Gobierno deberá tomar una serie de acciones, enumeradas por Singh.
La que Todesca destacó como más importante es la de “fortalecer la corriente de ingresos”. Traducido: aumentar impuestos o retenciones. Ante una consulta de este diario, el funcionario precisó que “pensamos robustecer alguna de las fuentes tributarias, excluyendo impuestos que afecten al consumo”. Todesca no quiso ir más allá. Se negó a hablar de plazos y de si se crearán impuestos o se aumentarán tasas. Lo único que indicó fue que en lugar de redefinir las proyecciones de actividad económica, inflación y recaudación que figuran en el Presupuesto, se acordó con Singh que el Gobierno se compromete a “reforzar la corriente de ingresos”.
“De los diez puntos que nos pidieron, ya hemos completado ocho”, se entusiasmó Duhalde, reconociendo sin ambigüedades que su tarea es la de mero administrador de las instrucciones que recibe de Washington. El Presidente señaló que “existe una incertidumbre muy grande porque no se sabe si llegamos o no a un acuerdo con el Fondo, lo que es muy importante”. Ya sin la certeza con que a principios de semana hablaba de un convenio “a más tardar en 30 días”, ayer declaró que “tenemos la impresión de que, en definitiva, vamos a llegar a un acuerdo”.
Los puntos que mencionó Duhalde figuran en un comunicado que redactó Singh a modo de resumen del trabajo realizado y, sobre todo, del que le toca al Gobierno de ahora en más. “En las semanas venideras, el gobierno desarrollará medidas adicionales que serán necesarias para alcanzar los objetivos” propuestos, anticipó el economista indio. De las misiones del FMI de los últimos años, ninguna como ésta se mostró tan abiertamente al mando de la situación.
“Nuestra expectativa es que podamos avanzar positivamente en lo que falta de la negociación. Si todo el camino se recorre como es debido, esperamos tener aprobado el programa con el FMI a fines de abril”, estimó Todesca, quien rehusó mencionar cuánto dinero pretende conseguir el Gobierno. El viceministro prefirió detenerse en las medidas que se proyectan para satisfacer las demandas del Fondo:
- Situación fiscal: Como se dijo, Economía buscará aumentar los ingresos. El comunicado del FMI enfatiza que “una de las preocupaciones principales de la misión fue analizar el tema de la sustentabilidad fiscal”.
- Emisión: Habrá un estricto control sobre la emisión, que no deberá exceder los 3500 millones de pesos. “La política monetaria tendrá un papel fundamental en contener la presión sobre el peso, dentro del marco de un sistema de tipo de cambio de libre flotación”, sostuvo Singh.
- Deuda: “El Gobierno asumió el compromiso de acelerar los tiempos de la negociación con los acreedores”, dijo Todesca. El FMI quiere que se restablezcan los pagos de la deuda en el menor tiempo posible, bajo el argumento de que es la única vía para restablecer la confianza de los inversores y “recuperar la financiación del intercambio comercial”. Es decir, tener líneas de crédito externo para importadores y exportadores.
- Deuda de las empresas: “Economía formará un equipo de trabajo para apoyar al sector privado en su renegociación con los acreedores”, adelantó Todesca. Los grupos económicos y las empresas más grandes instaladas en el país vienen presionando con fuerza al Gobierno para que el Estado se haga cargo del costo de la devaluación sobre sus deudas externas. Ya conseguida la pesificación uno a uno de sus deudas locales, ahora piden que se repita el salvataje por sus deudas externas. Todesca señaló que por ahora se formará un equipo de trabajo para estudiar el tema.
- Ley de Quiebras: Todesca reconoció la “preocupación” del FMI por esta norma y confirmó que “será revisada”. Tal como anticipó Página/12, el Ejecutivo está dispuesto a reemplazar esta ley por otra “que sea más equilibrada entre la preservación de las empresas y la preocupación internacional”. La norma suspendió por 180 días las ejecuciones y los embargos, por lo cual bancos y demás acreedores se quedaron sin armas legales para cobrar deudas vencidas.
- Corralito: El FMI pidió que “se creen las condiciones para terminar con el congelamiento de los depósitos”. Todesca aclaró que eso depende de todo el trabajo que encarga el gobierno para recuperación la confianza en el sistema financiero, por lo cual no se pueden dar plazos. Sin embargo, el jefe de la misión del FMI habría pedido que el corralito termine en tres o cuatro meses.
- Provincias: Economía fijará metas de reducción del déficit a las provincias, que serán revisadas periódicamente. Esto se hace para “fortalecer el cumplimiento del pacto fiscal”, en el que los gobernadores prometieron disminuir el déficit global de los distritos del interior en un 60 por ciento. En cuanto a la eliminación de las cuasimonedas provinciales, Duhalde sostuvo que “no tiene ninguna posibilidad de hacerse en forma inmediata”. El objetivo es retirarlos gradualmente a partir de 2003.

Compartir: 

Twitter

Anoop Singh, delegado del FMI para el caso Argentina, cuando se entrevistó con el presidente Duhalde.
 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.