EL MUNDO › MADURO Y CAPRILES SE ACUSAN CON TEORíAS CONSPIRATIVAS, OMISIONES DE TEMAS Y COBERTURAS MEDIáTICAS

Los medios y los avisos de campaña

De cara a los comicios de abril, temas como la seguridad y la inflación figuran en la agenda de los candidatos. El Consejo Nacional Electoral ordenó suspender los avisos de una ONG, favorables al aspirante opositor.

En plena carrera electoral, de cara a las presidenciales del 14 de abril, el presidente encargado de Venezuela y candidato del oficialismo, Nicolás Maduro, denunció ayer la llegada al país de expertos del exterior con el objetivo de sabotear al sistema eléctrico y cuestionó a la prensa por su responsabilidad en el tema de la seguridad. Mientras, el candidato opositor, Henrique Capriles Radonski, lo acusó de ser el responsable de la crisis económica que, según él, sufre el país. En tanto, el Consejo Nacional Electoral (CNE) de ese país firmó ayer con la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) un acuerdo para que el bloque regional acompañe los comicios. Durante la jornada, el organismo ordenó suspender los avisos de una ONG, favorables al candidato opositor.

“Han llegado expertos del exterior para sabotear todo el sistema eléctrico y yo los denuncio aquí; alerta, compañeros, y si esas cosas suceden, todos a la calle”, indicó Maduro durante un encuentro con gobernadores oficialistas en el círculo militar en Caracas. El presidente encargado, que se medirá con Capriles, formuló un llamado al pueblo a salir a las calles en forma pacífica para defender la memoria y la honorabilidad del ex presidente Hugo Chávez y advirtió que la oposición está entrando en una fase de desesperación aguda. “Ahora empezó la campaña para asesinar moralmente el proyecto de Hugo Chávez”, alertó. Maduro también se refirió al tema de los medios, a los que vinculó con la inseguridad. Asimismo, denunció que las empresas privadas de comunicación taparon la realidad que vive el estado de Miranda en materia de seguridad, bajo el mandato de Capriles. El mandatario denunció que existe un plan de la derecha dirigido a crear un caos en el país con sabotajes y desabastecimiento de alimentos y denunció a los medios como partícipes de ese plan. En sintonía, el ministro de Comunicación e Información, Ernesto Villegas, desmintió haber hablado con los dueños de los medios para censurarlos o amordazarlos. “La conversación se dio en términos cordiales y consensuados, salvo en un caso, que fue el de la cadena privada Globovisión”, explicó.

Por su parte, Capriles participó ayer de un acto en el estado de Vargas. “La inflación tiene nombre y apellido: Nicolás Maduro”, sentenció el candidato opositor, tal como informó el diario venezolano El Universal. Como retrató ese medio opositor, en referencia al presidente encargado, Capriles dijo que si le hablan de inflación, Maduro habla de otras cosas. “Abre la boca para insultar”, añadió. En este contexto, el candidato lamentó la existencia de una campaña de descrédito contra las personas que piensan distinto. “A mí no me importa que se meta conmigo, pero que respete al pueblo. El pueblo le va a hacer respetar a este país el 14 de abril. El pueblo te va a dar una pela, toripollo, ¡eres pura paja!, se lo hemos dicho”, respondió y comunicó El Universal. También se desligó de las acusaciones. “Estoy aquí para decirles que soy la solución de los problemas, estoy aquí para poner al pueblo de primero. No estoy aquí para quitarles las conquistas que han logrado”, manifestó Capriles.

A todo esto, el CNE firmó ayer un acuerdo con la Unión de Naciones Suramericanas para el envío de una misión de observación a las elecciones presidenciales, que encabezará el ex vicepresidente argentino Carlos Alvarez. El presidente pro témpore del Consejo Electoral de Unasur, Francisco Tavara, precisó que la firma del acuerdo permite el envío de una misión de acompañamiento internacional, que objetivamente, sin formular valoraciones, dará fe del desarrollo de los comicios para elegir al sucesor de Chávez. En este contexto, la presidenta del CNE, Tibisay Lucena, agradeció a nombre no sólo del poder electoral sino de todo el pueblo venezolano la valiosa colaboración de Unasur e indicó que este acompañamiento se hace desde el respeto, lo que consideró es una visión distinta de lo que han sido tradicionalmente las misiones. Fue también el CNE el que ordenó ayer suspender unos avisos encargados por la ONG Mujeres por la Libertad y publicados en la prensa nacional e investigar a esta organización. Lo comunicó Lucena, quien, al tiempo, recordó que las asociaciones civiles no están autorizadas para hacer propaganda electoral. La funcionaria resaltó que los medios de comunicación están obligados a consultar ante el organismo en caso de duda sobre la publicación de cualquier contenido relacionado con la propaganda electoral y explicó que esta publicidad, particularmente, violaba otros artículos de la ley electoral, como la utilización de imagen de candidatos y candidatas que están en la contienda.

Por su parte, el rector del CNE, Vicente Díaz, ligado a la oposición, aseguró en declaraciones posteriores a la prensa que se trató de una decisión de naturaleza política y que fue adoptada por mayoría y no por unanimidad. E insistió en que no hay excusa para que el CNE ordenara la suspensión de los avisos de esa asociación civil.

Compartir: 

Twitter
 

“Ahora empezó la campaña para asesinar moralmente el proyecto de Hugo Chávez”, dijo Maduro.
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.