EL MUNDO › RIAD RECHAZO UN ASIENTO COMO MIEMBRO NO PERMANENTE EN EL CONSEJO DE SEGURIDAD

Arabia Saudita contra Naciones Unidas

El rechazo se debe a que el organismo mundial tiene una política de doble vara y carece de eficacia para lograr sus fines, anunció la Cancillería saudita. Citó como ejemplo el conflicto en Medio Oriente. Críticas de Rusia.

Arabia Saudita rechazó ayer su asiento como miembro no permanente del Consejo de Seguridad de la ONU, que le fue otorgado el jueves, por considerar que ese organismo tiene una política de doble vara y carece de eficacia para lograr sus fines. De esta forma lo anunció la Cancillería saudita a través de un comunicado en el que, sin embargo, agradeció a los países que confiaron su voto para que se desempeñe como miembro del Consejo de Seguridad durante el período 2014/2015. El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, aclaró que la petromonarquía no presentó aún la renuncia oficial al puesto y espera seguir trabajando con ese país. Sin embargo, Rusia llamó a reemplazar a Arabia Saudita como representante de la región Asia-Pacífico.

“Arabia Saudita considera que la forma, los mecanismos de trabajo y la actual política de doble vara en el Consejo de Seguridad impiden que éste cumpla con sus deberes y afronte su responsabilidad de la forma adecuada para mantener la seguridad y la paz”, expresó el gobierno saudita en un comunicado. Para la monarquía árabe, esta situación afectó la seguridad y la paz, amplió la injusticia en los pueblos, usurpó sus derechos y extendió los conflictos y guerras en diversas zonas del mundo. El Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia –uno de los cinco países con poder de veto en el Consejo de Seguridad– cuestionó la decisión de Arabia Saudita y criticó las acusaciones sobre el manejo del Consejo de Seguridad en el marco del conflicto sirio, después de que el órgano aprobara una resolución por unanimidad. “Con esta decisión, Arabia Saudita se distanció del trabajo en conjunto en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas para garantizar la paz y seguridad internacional”, indicó el comunicado del ministerio.

Ban, tras salir de una sesión del Consejo, convocó a todos los Estados miembro a cooperar con los órganos de la ONU mientras continuaban trabajando para mejorar los métodos de las Naciones Unidas en la misma oportunidad en que hizo notar que Riad aún no había presentado su renuncia formal.

El reino árabe lamentó que los esfuerzos internacionales de los últimos años no hayan logrado introducir las reformas requeridas para que el Consejo de Seguridad recupere su papel al servicio de la seguridad y la paz mundiales. El comunicado pone como ejemplo de su ineficacia la irresolución –tras 65 años– de la causa palestina, la continua presencia de armas de destrucción masiva en Medio Oriente y la ausencia de sanciones disuasorias al gobierno sirio. “Conforme a todo eso, el reino saudita no puede más que excusarse de ser miembro del Consejo de Seguridad hasta que se reforme”, finalizó el comunicado de Riad.

La Asamblea General eligió ayer a Arabia Saudita, Chile, Chad, Nigeria y Lituania como nuevos miembros no permanentes del Consejo de Seguridad. Cada año se renuevan cinco de los diez puestos no permanentes del organismo, que se eligen de acuerdo con una división por regiones geográficas. Los otros cinco miembros no permanentes son Argentina, Australia, Ruanda, Luxemburgo y Corea del Sur, mientras que los permanentes y con derecho a veto son Estados Unidos, Rusia, Francia, China y Reino Unido.

Compartir: 

Twitter
 

El rey Abdalá, cuyo país rechazó un asiento en el Consejo de la ONU.
Imagen: EFE
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.