EL MUNDO › ACUERDO EN UCRANIA ENTRE EL GOBIERNO Y LA OPOSICION PARA FRENAR LA VIOLENCIA EN LAS CALLES

Para salir del caos, elecciones adelantadas

El pacto contempla la restitución de una Constitución anterior, la creación de un gobierno de coalición, una reforma para reducir poderes del presidente y comicios presidenciales adelantados a diciembre a más tardar.

El presidente Viktor Yanukovich y la oposición de Ucrania firmaron ayer un acuerdo para resolver una crisis política que dejó decenas de muertos y generó temores de una guerra civil en un país dividido, luego de intensas presiones de la Unión Europea (UE) y de los Estados Unidos. El acuerdo, que llega tras tres meses de conflicto, contempla la restitución de una Constitución anterior –aprobada ayer mismo por el Parlamento–, la creación de un gobierno de coalición, una reforma constitucional para reducir poderes del presidente y comicios presidenciales adelantados a diciembre a más tardar. Al término de esta edición, Yanukovich habría abandonado Kiev y se habría dirigido con un grupo reducido a la ciudad de Jarkov.

LaRada Suprema, como se llama el Parlamento, también aprobó ayer una ley de reforma del Código Penal que permitirá poner en libertad a la encarcelada ex primera ministra y líder opositora Yulia Timoshenko. Tras siete años en la cárcel por abuso de poder, Timoshenko podría abandonar en breve la clínica de la ciudad oriental de Jarkov, donde se encuentra ingresada desde mayo de 2012 debido a una hernia discal.

La ley aprobada a propuesta del principal partido opositor, Batkivschina (Patria), encabezado desde la cárcel por Timoshenko, supone la despenalización del cargo por el que fue condenada la dirigente política en 2010 y supone una homologación con las leyes vigentes en la Unión Europea. La iniciativa recibió el apoyo de 310 diputados, entre ellos 54 miembros del gobernante Partido de las Regiones (PR) del presidente Viktor Yanukovich, enemigo acérrimo de Timoshenko, conocida como la “Princesa de la Revolución Naranja” de 2004.

La Rada también destituyó ayer al controvertido ministro del Interior, Vitali Zajarchenko, cuya dimisión era demandada por los manifestantes opositores desde finales de noviembre. Zajarchenko, al que la oposición culpa del inicio de la represión de las protestas, ordenó el miércoles armar a los efectivos policiales en el marco de la operación antiterrorista en todo el territorio nacional.

El compromiso entre el gobierno y la oposición se alcanzó luego de horas de conversaciones en Kiev lideradas por los cancilleres de Alemania, Francia y Polonia, quienes además de reunirse con Yanukovich se entrevistaron con los manifestantes y anunciaron luego que sus líderes apoyaban la firma del acuerdo. Minutos después, Yanukovich y los jefes de los partidos de la oposición suscribieron el pacto en el Palacio de la Presidencia de Kiev, y los ministros de Francia, Laurent Fabius; Alemania, FrankWalter Steinmeier, y de Polonia, Radoslaw Sikorski, oficiaron de testigos de la firma. Es “un buen compromiso para Ucrania” y “una oportunidad para la paz” que “abre las puertas para la reforma y para Europa”, aseguró Sikorski en su cuenta de Twitter.

La firma del acuerdo estuvo precedida por un minuto de silencio en recuerdo de las víctimas de los disturbios de los últimos tres días en la capital ucraniana, que oscilan entre 80 y más de un centenar de muertos y 577 heridos, según cifras oficiales y de la oposición, respectivamente.

Las protestas comenzaron en noviembre, cuando el presidente ucraniano se negó a firmar un acuerdo comercial con la UE por presunta presión de Rusia, que luego aprobó un préstamo de 15.000 millones de euros para la ex república soviética. La crisis expresa una disputa más de fondo por la identidad de un país con un Oeste mayormente nacionalista y deseoso de lazos más intensos con Europa, y un Este y un Sur donde la gente habla ruso y defiende los fuertes vínculos con Moscú, que acusó a Occidente de instigar las protestas.

El acuerdo, cuyo contenido fue difundido por la cancillería alemana, dice que las elecciones presidenciales serán celebradas a más tardar en diciembre, en vez de en marzo de 2015, como estaba previsto. También contempla la restitución de una Constitución de 2004 que recorta las atribuciones del Presidente, un punto que fue aprobado ayer por amplia mayoría en el Parlamento, seguida por el nombramiento de un gobierno de coalición con oficialistas y opositores dentro de los próximos 10 días.

Asimismo, el pacto estipula que el gobierno no impondrá el estado de sitio y que ambas partes depondrán la violencia, y agrega que los manifestantes opositores deberán entregar sus armas y desalojar edificios tomados y campamentos de protesta en todo el país, incluyendo el de la Plaza Independencia (Maidan) de Kiev. Una investigación sobre las muertes será llevada a cabo bajo supervisión conjunta del gobierno, la oposición y del Consejo de Europa, agrega el texto.

Compartir: 

Twitter
 

La Plaza Independencia de Kiev seguía colmada de opositores ayer tras el acuerdo con el gobierno para frenar la violencia.
Imagen: AFP
 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.