EL PAíS › EL CASO DE UN TRABAJADOR DE ZANON HERIDO EN 2003

Policías condenados en Neuquén

 Por Elio Brat

Desde Neuquén

Con la condena a cuatro policías, dos de ellos comisarios de alto rango, suman ya siete los uniformados sentenciados por la Justicia neuquina en el conocido caso de Pedro “Pepe” Alveal, el trabajador ceramista de la ex fábrica Zanon a quien le sacaron su ojo izquierdo durante una represión que tuvo lugar el 25 de noviembre del 2003 en el barrio San Lorenzo, en el oeste de la capital neuquina.

Si bien ninguno de los efectivos condenados cumplirá la condena en la cárcel, la inhabilitación para ejercer la función policial llega hasta cuatro años de efectivo cumplimiento. Tanto Pepe Alveal como sus compañeros de la actual Fasinpat (Fábrica Sin Patrones), festejaron este nuevo fallo a su favor “porque trae un poco más de justicia a esta provincia donde se cometió la peor injusticia de todas: asesinar a un maestro, nuestro compañero Carlos Fuentealba”.

La jueza a cargo del Juzgado Correccional Nº 2, María Gagliano, falló esta semana condenando al comisario mayor Diógenes Martín y al comisario inspector Luis Díaz a la pena de dos años de prisión en suspenso por el delito de “severidades ilegales” cometidas contra Alveal en las comisarías Primera y 18ª de Neuquén capital, donde ambos desempeñaban respectivamente la jefatura de cada una de las mismas. En la misma sentencia, la magistrada condenó por el mismo delito al oficial inspector Adolfo Padilla –a cargo hoy de la seguridad en los Tribunales de Neuquén– y al efectivo Leonardo Calvín Díaz Pérez. Al primero de ellos le cupo un año y ocho meses de prisión en suspenso y al de menor rango solamente seis meses, ya que se lo encontró culpable de “incumplir con los deberes de funcionario público”.

Este es el tercer juicio que se lleva a cabo en forma consecutiva, desde 2008 hasta la fecha, por la misma causa en que se juzgan las heridas que sufrió Alveal en la represión policial ocurrida en su barrio, hace casi siete años. El ceramista recibió 64 perdigonadas en su cuerpo, una de ellas le hizo perder el globo ocular de su ojo izquierdo.

“Nosotros pedimos cinco años de prisión efectiva para los siete policías que no atendieron a Pepe (Alveal) en las comisarías donde estuvo más de siete horas, por lo cual perdió uno de sus ojos y siguió recibiendo tortura y malos tratos por parte de todos ellos”, dijo a Página/12 Ivanna Dal Bianco, una de las abogadas del trabajador reprimido. Mariano Pedrero, el segundo de los profesionales de la querella y actual abogado de los obreros de la ex Zanon, la fábrica Fasinpat, expresó que “estamos satisfechos con la condena porque además de creerle y dar por absolutamente probado todo lo que Pepe contó que le pasó el día de la represión en San Lorenzo, no se acreditaron todas las mentiras que adujeron en su defensa tanto los altos jefes policiales como los colegas de los imputados que testificaron en el juicio, diciendo que lo que le había pasado a Alveal ‘no había sido nada importante’”.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.