EL PAíS › DESDE LA CGT DIERON POR “TERMINADAS” LAS DIFERENCIAS CON EL FPV POR EL ARMADO DE LAS LISTAS

Las quejas ya son cosa del pasado

“No hay malestar”, aseguró el abogado de la central obrera, Héctor Recalde, quien garantizó el apoyo a la Presidenta. Los cuestionamientos también fueron minimizados por los intendentes del conurbano Hugo Curto y Darío Díaz Pérez.

Tras las primeras reacciones de enojo que generó en la CGT la escasa presencia de sus dirigentes en las listas de candidatos del Frente para la Victoria, ayer en la central obrera salieron a restar importancia a las quejas de los descontentos y a ratificar el apoyo al modelo. “Lo hablé con Hugo Moyano varias veces: no hay malestar. Hay una claridad absoluta en la CGT de la diferencia entre lo principal y lo accesorio”, aseguró el abogado de la organización, el diputado Héctor Recalde.

“Lo principal es haber logrado que Cristina Fernández de Kirchner aceptara la candidatura, que gane el 23 de octubre” para ratificar “un rumbo que conduce hacia lo que el movimiento obrero quiere”, continuó. Y en esa línea sostuvo que la presencia en las listas del metalúrgico “Carlos Gdansky y Facundo Moyano, si bien en alguna medida no era el total de lo que se pedía, es un hecho importante porque las nuevas presencias garantizarán la profundización del modelo”.

También habló el integrante del consejo directivo de la CGT y secretario general del gremio de Dragado y Balizamiento, Juan Carlos Schmid, que dio por “terminadas las controversias” con el kirchnerismo en torno del armado de las listas y ratificó “la adhesión incondicional” al Gobierno. El dirigente es uno de los que se bajaron de una lista –igual que el judicial Julio Piumato– porque figuraba muy abajo, en una posición de difícil acceso a una banca de diputado. “Es lógico que se creen tensiones en este tipo de situaciones”, admitió Schmid.

Sin embargo, puso el acento en que “no debe existir ninguna duda sobre la adhesión incondicional del movimiento obrero al modelo iniciado en 2003 por Néstor Kirchner, y continuado por Cristina Fernández desde diciembre de 2007”.

Al igual que el taxista Omar Viviani, Schmid se había quejado el lunes del relegamiento de los dirigentes sindicales en las listas del FpV, un malestar potenciado por el contraste con los lugares que consiguieron referentes de La Cámpora. La radical K Silvia Vázquez y el dirigente social Luis D’Elía se habían sumado a esas críticas: “Me sentí un kelper”, resumió el titular de la Federación de Tierra y Vivienda.

Los cuestionamientos fueron minimizados además por los intendentes del conurbano Hugo Curto (Tres de Febrero) y Darío Díaz Pérez (Lanús), de la vieja y nueva camada, respectivamente. Curto reconoció que en las “listas a veces se pretende integrar a mucha más gente de la que se integra”, pero minimizó los cuestionamientos. “Hay muchas declaraciones individuales, pero después se desdicen los muchachos”, señaló el intendente. Díaz Pérez, por su parte, aseguró que “la totalidad de las secciones electorales (de la provincia) brindamos nuestro apoyo tanto a la fórmula nacional Cristina Fernández-Amado Boudou como a la provincial Daniel Scioli-Gabriel Mariotto”.

Con el punto de vista puesto en otro lado, el candidato a jefe de Gobierno porteño del Frente para la Victoria, Daniel Filmus, defendió el armado electoral y recordó que “había épocas en las que ciertos sectores monopolizaban las listas. Hoy, lo que hay es una distribución entre los más representativos de cada uno de los espacios”. “Leí un titular que decía: ‘Piqueteros y la CGT se quejan de que quedaron marginados en las listas’. Imaginemos al revés, ¿cuál sería el titular? ‘Piqueteros y CGT coparon totalmente las listas’”, y en crítica a un sector de la prensa, agregó: “Lo que podría haber sido una buena noticia tratan de plantearlo como una mala noticia”. Y concluyó: “Los trabajadores tienen un papel importantísimo en nuestro movimiento: son los que producen las riquezas y están representados. Pero también están representados sectores políticos, de la cultura y sectores juveniles, porque parte de la preocupación de Cristina es ser un puente entre generaciones”.

Compartir: 

Twitter
 

El intendente de Tres de Febrero, Hugo Curto, y el diputado Héctor Recalde.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.