EL PAíS

El influjo de Francisco

La asunción del papa Francisco tuvo, a las pocas horas, una primera consecuencia concreta en la política argentina. El ex presidente Eduardo Duhalde aseguró anoche que, motivado por el mensaje de reencuentro pronunciado por Jorge Bergoglio al inaugurar su pontificado, decidió dejar atrás sus diferencias con Carlos Menem y se acercó a visitarlo para “abrazarlo” por lo que ahora, dijo, está “en paz”. “Me acordé de Menem, lo fui a visitar, fui a abrazarlo. Creo en el reencuentro, en la paz”, sostuvo Duhalde al participar de una actividad en la sede del Movimiento Productivo Argentino (MPA). El ex gobernador bonaerense se había peleado en duros términos con Menem luego de ser su vicepresidente y ser aliados dentro del PJ. Con la elección de 2003, Menem enfrentó a Kirchner, apoyado por Duhalde. “Nos reunimos, hablamos un poco del pasado y de conciliación. Estuvimos hablando, tomando algo”, detalló Duhalde en declaraciones radiales. Y sin dejar de lado su rol opositor, lanzó un llamado a la Casa Rosada: “Le pido al Gobierno cariñosamente que reflexionemos, porque no vale la pena que se construya con el enfrentamiento ni con el odio”.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.