EL PAíS › LA AFSCA CONTINUA CON EL PROCESO DE ADECUACION DE OFICIO DEL GRUPO CLARIN

Los preparativos para la tasación

Martín Sabbatella se reunió con el presidente del Tribunal de Tasaciones de la Nación, Galdino Cattáneo, para coordinar cómo se harán las valuaciones de las licencias en manos de Clarín. En esa tarea participará también el Ministerio de Economía.

 Por Nicolás Lantos

La Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (Afsca) continúa con el proceso de adecuación de oficio del Grupo Clarín, el único multimedio que excede la cantidad de licencias permitidas por la nueva ley de medios que aún no ha presentado un plan de desinversión voluntaria. En ese marco, su titular, Martín Sabbatella, mantuvo una reunión preliminar con el presidente del Tribunal de Tasaciones de la Nación, Galdino Cattáneo, para coordinar el trabajo conjunto que deben llevar a cabo para hacer las valuaciones necesarias para completar el proceso ordenado por la norma. En ese procedimiento también participará el Ministerio de Economía, que estuvo representado en ese encuentro por su número dos, Axel Kicillof, realizando tareas de asesoramiento técnico. Por otra parte, en diálogo con la prensa ayer Sabbatella ratificó que “la continuidad de todas las fuentes de empleo es requisito en los concursos y estará garantizada por el Estado y los gremios”.

El encuentro entre los tres funcionarios tuvo lugar el jueves y duró “menos de media hora”, aseguraron fuentes de la Afsca. Allí se delinearon las pautas del trabajo que realizará el Tribunal de Tasaciones en caso de que Clarín no presente un plan para adecuarse de forma voluntaria al tipo de licencias. Según pudo averiguar Página/12, los criterios a tener en cuenta en la tasación serán dos: por un lado, el valor de la licencia propiamente dicha, en base a factores como la cantidad de abonados (en caso de las operadoras de cable) o el rating (en caso de las radios y canales de televisión), entre otros; pero también cuáles son los bienes muebles e inmuebles que deben ser transferidos por ser considerados imprescindibles para garantizar la continuidad de la prestación del servicio.

Una vez que se fijen los criterios y que el multimedio en cuestión confirme que el inventario realizado por la Afsca es correcto (en caso de que no haya respuesta se considera aprobado después de quince días, a contar desde la notificación del jueves), será el Tribunal el encargado de fijar los valores de referencia con los que primero la Afsca decidirá cuáles son aquellas licencias de las que Clarín debe desprenderse de forma tal de minimizar el perjuicio causado por la adecuación y luego se redactarán los pliegos correspondientes. El valor final de las transacciones quedará determinado por el mercado a través de las ofertas que se reciban durante el concurso.

“Con los plazos vencidos para la adecuación voluntaria, cumplimos con todos los pasos que indica la ley y continuamos el proceso de transferencia de oficio”, explicó ayer Sabbatella. “La etapa que sigue es la de la tasación de las licencias que explota el Grupo Clarín, que es el único que no presentó una propuesta completa de adecuación en los plazos establecidos por la Justicia.” Luego “se seleccionarán las licencias que se llamarán a concursos públicos, se harán esos concursos y, finalmente, se adjudicarán las licencias a los nuevos licenciatarios”, señaló, antes de aclarar que “un aspecto central es la continuidad de todas las fuentes de empleo, lo cual es requisito en los concursos y estará garantizada por el Estado y los gremios”.

Por otra parte, Sabbatella defendió su decisión de participar personalmente de la notificación a Clarín, el jueves, lo cual había sido criticado por políticos de la oposición. “Me parecía correctísimo que personalmente asuma la responsabilidad”, señaló el titular de la Afsca, que además aclaró que su presencia “posibilitó” que el trámite se llevara a cabo “sin conflicto”, mientras que los funcionarios que hicieron lo propio en las sedes de Radio Mitre, Canal 13 y TN no fueron recibidos. Por último, salió al cruce de las acusaciones recibidas en los últimos días y sostuvo que la autoridad de aplicación “funciona como corresponde y, como dice la Corte, sin recibir ni aceptar presiones de nadie” y su tarea es “hacer cumplir la ley sin privilegios para nadie”. Por último criticó a “la dirigencia política que se puso al servicio de los intereses corporativos” de Clarín: “Apena ver dirigentes que terminan siendo empleados”, concluyó.

Compartir: 

Twitter
 

El titular de la Afsca, Martín Sabbatella, calificó de “correctísima” su decisión de ir en persona a notificar a Clarín.
Imagen: Jorge Larrosa
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.